El abecé de cómo renegociar su deuda con los bancos

Conozca quiénes pueden acceder,  qué beneficios trae y las consecuencias de incumplir con los nuevos plazos.

Billetes

Carlos Ortega

POR:
Portafolio
septiembre 15 de 2017 - 11:47 a.m.
2017-09-15

Desde este martes 31 de octubre, quienes hayan tenido dificultades para pagar sus créditos en las últimas semanas, podrán solicitar a las entidades financieras que les renegocien la deuda.

(Lea: A partir de hoy, morosos podrán renegociar deudas

Con esta medida se busca modificar las condiciones de crédito para que el cliente tenga la posibilidad de financiar su deuda y no tener un reporte en las centrales de riesgo.

Una de las características que deben tener en cuenta los usuarios que desean acceder a esta oportunidad, es la diferencia entre la modificación y la reestructuración del crédito.

(Lea: Bancos ven con buenos ojos la posibilidad de renegociar préstamos con sus usuarios)
 
De acuerdo con información de Bancolombia, el primero corresponde al cambio que se hace a las condiciones financieras de crédito pactadas con el cliente, siempre contando con su autorización, y ante el deterioro real o potencial de su capacidad de pago.

(Lea: Desde octubre, deudores podrán renegociar las cuotas de sus créditos con los bancos

Por otro lado, la reestructuración "es un mecanismo excepcional que se ofrece al cliente ante un deterioro real de su capacidad de pago, con el fin de modificar las condiciones originales y ayudarle a la adecuada atención de su crédito".

Estas condiciones según señala la entidad bancaria, estarán basadas en el análisis de riesgo de crédito que se haga del cliente.

Ahora bien, si usted está interesado en acceder a esta oportunidad, aquí le explicaremos los pasos que debe tener en cuenta, a quienes cubre y las consecuencias de incumplir con el nuevo acuerdo.

1
¿A quiénes cobija?

A los deudores con créditos que presenten moras de 30 a 90 días y demuestren dificultades de fuerza mayor para cumplir los pagos.

En los préstamos de consumo, incluidas las tarjetas de crédito, aplica a quienes tengan vencimientos de 30 a 60 días; los créditos comerciales y de vivienda, de 30 a 90 días, y los microcréditos con 30 días. No hay límite en el número de obligaciones que una persona puede renegociar, siempre y cuando estas cumplan los requisitos.

Tenga en cuenta que, en el caso de Bancolombia, para hacer la modificación del crédito, la medida cubre a aquellos que desde el primero de octubre de 2017 hayan cumplido las condiciones y con las políticas definidas por la entidad. 
2
¿Qué pasos hay que seguir?

La persona debe examinar su situación financiera, las razones que lo llevaron a incumplir y mirar si sus deudas morosas están dentro de los límites fijados de 30, 60 o 90 días, según el caso.

Luego dirigirse en persona a su entidad para poner en conocimiento su situación y plantear unas condiciones de pago.

El banco las analizará y definirá si las acoge o le diseña otras opciones de acuerdo con las actuales condiciones de riesgo y de ingresos que presenta como deudor.
3
Empezó desde hoy

Algunos bancos ya ofrecen opciones, sin embargo, la Superintendencia Financiera dará instrucciones a sus vigilados para que renegocien con sus deudores morosos nuevas condiciones, sin que los deba reportar a las centrales de riesgo.

Es probable que estas le generen un mayor costo por la ampliación de los plazos y el aumento del riesgo, pero no siempre será así. Los bancos están obligados a decirle a la persona cuánto le costarán esas nuevas condiciones, y el cliente, a elegir si se acoge o no.

4
¿Qué pasa si se incumple con el nuevo acuerdo?

El banco está en la obligación de reportarlo a las centrales de riesgo, lo que a su vez implica que se le baja la calificación crediticia al deudor.

La Superfinanciera vigilará cada proceso, para que no se subestime el riesgo del cliente ni que estos utilicen la medida para dejar de pagar sus obligaciones. Tenga en cuenta que esta negociación con los bancos no generará gastos de cobranza prejurídica. Si el deudor no muestra interés en sanear sus obligaciones, sí se aplicarán esos costos.
5
El proceso no tiene ningún costo

De acuerdo con Bancolombia, el cambio de condiciones no tiene ningún costo adicional para el cliente. En este caso, la entidad bancaria no cobra comisiones de modificación o reestructuración. Los costos son los propios de las operaciones de crédito. 


Siga bajando para encontrar más contenido