Consultas populares y regalías, prioridad en agenda petrolera

Para los gremios de la industria, estos son dos de los temas de una lista que debe atender con celeridad el nuevo gobierno.

Petróleo

“El reto del próximo gobierno será incorporar nuevos barriles a las reservas”: Francisco José Lloreda, presidente ACP.

Reuters

POR:
Portafolio
junio 18 de 2018 - 09:22 p.m.
2018-06-18

Una ley que resuelva el vacío jurídico que desencadenó las consultas populares, y la reforma al Sistema General de Regalías (SGR), hacen parte, entre otros, de una lista de pendientes que debe atender el nuevo gobierno y que demandan los gremios del sector petrolero del país.

Los dirigentes gremiales resaltaron que esta debe ser prácticamente inmediata para dinamizar la industria, si se quiere aprovechar la renta petrolera que le entrará a Colombia por cuenta del alza en la cotización de los precios internacionales del crudo.

(Lea: Las propuestas que los empresarios le harán llegar a Iván Duque)

Aseguraron que, aunque se ha registrado un crecimiento relativo en los niveles de inversión, que ha sido directamente proporcional con los volúmenes de producción en el último año, el nuevo gobierno debe trazar una estrategia para que los niveles de bombeo se mantengan por encima de 936.000 barriles/día, meta propuesta por el actual Ejecutivo en el Marco Fiscal de Mediano Plazo.

(Lea: ‘Estoy comprometido con la reactivación de la economía’

TRES TEMAS

Para Francisco José Lloreda Mera, presidente de la Asociación Colombiana del Petróleo (ACP), el reto principal del próximo gobierno será incorporar nuevos barriles a las reservas, las cuales pueden alcanzar solo por 5,7 años.

(Lea: Las tareas que debe enfrentar Iván Duque en el plano económico

“Asumir este desafío implica generar condiciones que permitan impulsar efectivamente las actividades de exploración y producción, para lo cual es necesario trabajar en tres ámbitos centrales: promover un régimen fiscal competitivo, trabajar en la seguridad jurídica y mejorar las condiciones de entorno”, explicó Lloreda Mera.

En el primer tema, el presidente de la ACP aseguró que el gran reto está en revisar el Government Take, ya que por cada $100 que ingresan a un proyecto petrolero entre $60 y $70 se entregan al Estado colombiano a través de impuestos, regalías y derechos contractuales.

Añadió Lloreda, que también es fundamental revisar los temas regulatorios que afectan la eficiencia de los costos operativos.

Otro tema en el tintero, que para la ACP debe ser atendido con celeridad por parte del nuevo gobierno, es el relacionado con la seguridad jurídica.

Al respecto el presidente del gremio fue enfático en afirmar que “se deben reglamentar las consultas populares y la consulta previa, lo mismo que afinar la regulación contractual para que sea más competitiva y acorde con las realidades del país”.

Y en el tema de regalías, Lloreda recalcó que el próximo gobierno deberá liderar una reforma del actual régimen para que las regiones productoras puedan tener más acceso a los recursos del sistema.

“Esto debe hacerse promoviendo un mayor diálogo entre el Estado Central y las administraciones locales y las regiones, impulsando una mejor pedagogía sobre el sector”, aseguró.

MÁS ATENCIÓN A LA OPERACIÓN


Por su parte, la Asociación Colombiana de Ingenieros de Petróleos (Acipet) coincidió con la ACP, no solo en que el nuevo gobierno debe tramitar una ley para resolver el vacío jurídico por la competencia del uso del suelo y subsuelo en los entes territoriales, sino además en adelantar una reforma al SGR.

“Se requiere un gran liderazgo desde el nuevo gobierno para atender el conflicto que existe hoy en algunas regiones del país en contra de la industria petrolera”,
dijo su presidente, Julio César Vera Díaz.

El presidente de Acipet recalcó que es necesario que en la próxima legislatura se inicie el trámite de una norma que clarifique cómo debe ser el acceso al uso del subsuelo que corresponde a la nación, sin que exista un poder de veto desde las localidades.

Añadió que “el Gobierno debe hacer una gestión ante la Corte Constitucional para que igualmente se pronuncie en la revisión de la tutela del caso Cumaral (Meta), para que ayude a clarificar ese vacío dejado”.

En el tema de la reforma al SGR, Vera insistió que así se permitiría a los municipios recuperar los recursos que perdieron con el acto legislativo del 2011, y que es otra de las causas al conflicto que existe en las regiones con la actividad petrolera.

“Se requiere el cambio en la fórmula para que regrese parte importante de esos recursos, además de fortalecer la capacidad de gestión por parte de las entidades territoriales”, precisó el presidente de Acipet.

RECUPERAR LA COMPETITIVIDAD

En el mismo sentido, la Cámara Colombiana de Bienes y Servicios Petroleros (Campetrol) aseguró que se deben establecer medidas integrales, para recuperar las condiciones de competitividad en materia petrolera.

La prospectividad, seguridad jurídica y contractual, licenciamiento ambiental, disminución de costos de exploración, desarrollo, producción y transporte por oleoductos; ausencia de viabilidad operacional y mejoras en seguridad, son temas que deben ser atendidos con celeridad”, dijo el presidente ejecutivo de este gremio, Germán Espinosa Huertas.

Explicó que es necesaria una alineación con el próximo Ejecutivo en las políticas públicas, los incentivos para la exploración, la realización de proyectos de recuperación mejorada, el incremento del factor de recobro y el aprovechamiento de los yacimientos no convencionales.

Al igual que sus colegas de la ACP y Acipet, Espinosa afirmó que es necesaria una reforma al SGR, para beneficiar a las regiones productoras.

“El país debe apuntar a niveles de producción por encima de 900.000 barriles/día, para esto es necesario realizar hallazgos de 2.000 a 2.500 millones de barriles en los próximos años, para garantizar una autosuficiencia más allá de los 10 a 12 años”, señaló.

Agregó que Colombia no puede continuar siendo dependiente de un recurso específico, por esta razón se deben incorporar otras industrias a la economía.

“El petróleo no es el problema, es la solución, incluso para avanzar en esa diversificación, así como en la de la canasta energética. Todo lo anterior con estricto cuidado ambiental e inclusión social”, dijo.

Alfonso López Suárez
Redacción Portafolio

Siga bajando para encontrar más contenido