‘Default’ tendría efecto limitado en la región

Los expertos destacan que el aislamiento comercial y la huida de los capitales de inversión hacen que no haya fuertes impactos directos.

Nicolás Maduro

El presidente, Nicolás Maduro, aseguró que el país vecino ya empezó a hacer los pagos que tiene vencidos. 

EFE

POR:
Portafolio
noviembre 14 de 2017 - 08:58 p.m.
2017-11-14

A pesar de la gran incertidumbre que se ha generado a raíz de la entrada de Venezuela en default que anunciaron ayer las calificadoras de riesgo, los expertos indican que los problemas económicos por los que atraviesa el país vecino tendrían un impacto limitado en el resto de Latinoamérica.

(Lea: Venezuela incumple pago de su deuda y entra en default parcial

De acuerdo con el análisis del equipo de Investigaciones Económicas del Grupo Bancolombia, “nuestros cálculos sugieren que un default de la deuda venezolana tendría efectos limitados sobre Colombia y el riesgo de la región”.

Esta misma idea la comparte Juan David Ballén, director de Investigaciones Económicas de Casa de Bolsa, quien destaca que “actualmente el riesgo es moderado respecto a otras épocas, debido a que Venezuela ha dejado de ser uno de nuestros principales socios comerciales”.

(Lea: Sin acuerdo termina primera reunión de Venezuela con sus acreedores

En este sentido, según los datos de Analdex, este año las ventas de Colombia hacia Venezuela están por debajo de los US$150 millones, una cifra muy reducida teniendo en cuenta que durante el 2008 se llegó a un dato récord de más de US$6.000 millones hacia ese país.

(Lea: Producción de crudo en Venezuela cae a menos de 2 millones de barriles diarios

“Yo no creo que tenga un efecto directo sobre Colombia en la medida que nuestras relaciones comerciales y financieras están en su mínima expresión”, destaca el presidente del gremio exportador, Javier Díaz.

Pero más allá del aspecto comercial, otros de los puntos claves que podrían impactar sería en el riesgo país. Así, tal como afirma el Grupo Bancolombia, “en la mayoría de los países, el efecto de las fluctuaciones en la prima de riesgo de Venezuela no solo es de baja magnitud, sino que se ha debilitado durante los últimos 15 años. En cualquier caso, vale la pena mencionar que, aunque en una menor magnitud, las primas de riesgo de Colombia, Perú y Brasil tienen una sensibilidad mayor que las de otras naciones regionales”.

Con todo, los expertos aseguran que esta es una situación a la que hay que hacer seguimiento. “Pese a que para la comunidad inversionista la economía de Venezuela representa un caso atípico, no puede perderse de vista que un default representa un evento significativo para los mercados financieros, el cual podría llegar a tener repercusiones sobre la percepción y el apetito de las inversiones en América Latina”.

IMPACTOS INDIRECTOS

Aunque los expertos dejan claro que los efectos directos que el default puede generar son limitados, sí que existe una mayor preocupación por el impacto indirecto que países como Colombia podrían sufrir.

“El principal efecto puede ser indirecto, pues la economía venezolana se va a ver sometida a un nuevo choque y esto seguramente expulsará más gente hacia Colombia. La pregunta será cómo incorporar estos inmigrantes a la economía en momentos en los que esta no muestra su mejor desempeño”, considera Díaz.

En esta misma línea, Ballén apunta que “Venezuela ya no tendría nuevas fuentes de financiación lo que la haría inviable y es posible que se siga hundiendo, generando una mayor migración, y si no tomamos una política migratoria con seriedad, podría terminar volviéndose problema”.

Con todo, prácticamente la totalidad del impacto lo sufrirá la misma economía venezolana. “Ellos están liberando dinero para dedicarlo a las importaciones, y teniendo cerca unas elecciones regionales, esto permitirán dotar al Gobierno de medicamentos y alimentos en el corto plazo. La pregunta es si en el mediano plazo, logrará recursos frescos para solucionar los graves problemas que tiene”, explica el director Ejecutivo de la Cámara de comercio colombo-venezolana, Germán Umaña.

Pero la situación no tiene el cariz de ir a mejorar en el largo plazo. De acuerdo con el profesor de relaciones internacionales de la Universidad del Rosario, Mauricio Jaramillo, “la situación es dramática, no tendrá de dónde refinanciar la deuda pues no tiene ninguna fórmula de diálogo con instituciones financieras. Ecuador en 2008 estuvo en cesación de pagos pero logró proponer un esquema que fue aceptado. Venezuela no tendrá cómo hacerlo y corre el riesgo de perder a sus dos principales aliados en materia de crédito, que son China y Rusia”.

Así las cosas, a falta de conocer el resultado de la reestructuración de la deuda con Rusia y China, el presidente, Nicolás Maduro, aseguró ayer que el país ya había empezado a realizar los pagos de los intereses atrasados a partir de este lunes y que cumplirá con los compromisos que tiene adquiridos con los inversionistas internacionales.

Siga bajando para encontrar más contenido