‘El exceso de leyes asfixia a los fondos de empleados’

Estas organizaciones manejan ahorros por $3,8 billones. Los servicios que prestan a sus afiliados los diferencian del sistema financiero tradicional.

Miller García Perdomo

Miller García Perdomo, presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Fondos de Empleados (Analfe).

Cortesía Analfe

Economía
POR:
Portafolio
julio 23 de 2017 - 09:21 p.m.
2017-07-23

En Colombia existen más de 1.500 fondos de empleados, que benefician a un millón de familias, pero según Analfe, el gremio que los agrupa, actualmente hay una proliferación de disposiciones que dificultan su crecimiento y operación.

(Lea: Bancos están conformes con la nueva regulación)

Así lo planteó el presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Fondos de Empleados (Analfe), Miller García Perdomo, en la antesala del XVI Congreso Nacional del sector, evento que se realizará en Cartagena el jueves y viernes de esta semana, en el cual intervendrán el Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas; el Procurador General, Fernando Carrillo, el empresario Carlos Raúl Yepes y expertos internacionales, entre otros.

(Lea: Aprueban proyecto de ley para vigilar los conglomerados financieros)

¿Por qué Analfe considera que es exagerada la normatividad que existe para los fondos de empleados?

En el país existe una proliferación de normas que se convierten en talanquera para muchas organizaciones. En el caso de los fondos de empleados, que tienen una misión eminentemente social, tanto el regulador, que es el ministerio de Hacienda, el Congreso y la Superintendencia de Economía Solidaria, no han tenido en cuenta su naturaleza, y de ahí la abundancia de medidas.

¿Cómo cuáles?

Para citar las de hace apenas un año hacia acá: la implementación del sistema de administración del riesgo de lavado de activos y financiación del terrorismo (Sarlaft), un paquete de medidas sobre regulación prudencial, la complejidad del manejo de la base datos, el Sistema de Gestión y Seguridad en el Trabajo, el Estatuto del Consumidor, el Sistema de Administración del Riesgo Crediticio y el Riesgo de Liquidez. Las operaciones que realizan los fondos de empleados tienen menor exposición, el origen de los recursos provienen de los salarios de los asociados.

¿Cuáles es el impacto en un fondo de empleados?

La regulación es buena, siempre y cuando se tenga en cuenta la estructura organizacional, de cada entidad y su nivel de supervisión. De lo contario, tanta normatividad impide el fortalecimiento y crecimiento de estas empresas solidarias, así como la generación de nuevos servicios. En otras palabras, se ven restringidas estas organizaciones, y las más pequeñas se verían obligadas a entrar a la informalidad. Es la desnaturalización de este modelo, que es único en el mundo.

¿Cuál es la estructura económica de los fondos?

Del total de fondos de este tipo que hay en Colombia, 87 pertenecen al primer nivel de supervisión, pues tienen más de 15.000 millones de activos. Luego, están 270 fondos que pertenecen al segundo nivel, con activos entre 3.000 y 15.000 millones. Finalmente, 1.200 fondos que oscilan entre los 100 y 3.000 millones de pesos. Estos, que son la mayoría, son los más amenazados con el exceso de regulación.

¿Cuál cree usted, es la motivación de esta cantidad de normas?

No me explico. Puede ser la aplicación de normas de organismos como la OCDE y FMI, que si bien buscan colocar a Colombia en los estándares de un país moderno, terminan por desnaturalizar su función.

Los fondos de empleados no realizan como tal una actividad financiera sino el servicio de ahorro y crédito, exclusivamente para sus asociados. Por lo tanto, no nos pueden comparar con el sistema financiero tradicional.

¿Cuál es la contribución de los fondos a la creación de empresas y la generación de empleo?

Generan más de 15.000 empleos directos y a través del Fondo de Desarrollo Empresarial Solidario (Fodes), están promoviendo la creación de empresas. Este Fondo surge del 10% de los excedentes anuales que tienen que destinarse para la constitución de actividades productivas.

¿A cuánto ascienden los ahorros?

Ya se llegó a 3,8 billones de pesos. Estos recursos están colocados en crédito social como vivienda, educación, recreación y salud.