El mejor candidato no siempre es el que tiene mejor hoja de vida

Hay algo que influye en la decisión final y es si el candidato se adapta a la cultura organizacional, a las funciones y a su futuro líder.

Empleo

Los procesos de selección hoy tienen en cuenta otras variables, además de la hoja de vida.

En Colombia hay una generación de 25 a 40 años, talentosa, que está tejiendo una red de conocimiento, y cooperación.

Empleo
POR:
Portafolio
septiembre 02 de 2016 - 07:34 p.m.
2016-09-02

Cuando hay una vacante en una empresa, se busca que la persona que llegue al puesto tenga las mejores competencias, la mejor preparación y disposición, pero ¿esto significa que debe tener el mejor currículo?

Según la ejecutiva de recursos humanos Regina Hartley, directora del área de recursos humanos de la empresa de envíos UPS en los Estados Unidos, tanto las empresas como los encargados de filtrar las hojas de vida pueden errar al pensar que siempre la persona con el mejor currículo es la mejor para un puesto o empresa.

En una charla TED, la ejecutiva describió el caso de un currículo que no era ‘perfecto’ o que no podría ser considerado como el mejor en un proceso de selección, como el de Steve Jobs, un hombre cuyos padres los dieron en adopción, no terminó la universidad, cambió de empleo casi que por año y sufría de dislexia.

“Al conocer hombres de negocios exitosos y leer perfiles de líderes poderosos, me di cuenta de que muchos de ellos enfrentaron dificultades desde una edad temprana y hay estudios que prueban un fenómeno que se llama crecimiento postraumático; los empresarios que la experimentan por problemas de discapacidad de aprendizaje ven en esta dificultad una ventaja que los llevó al éxito. Así que al tener la determinación para enfrentar retos en la vida, pueden fácilmente hacerlo con los ‘retos laborales’”, puntualizó.

MÁS ALLÁ DE LA HOJA DE VIDA

En esa misma línea, Cristina Herrera, gerente de Talenti, empresa especializada en talento humano, reiteró que no necesariamente el mejor candidato es el que tiene la mejor hoja de vida.

“En un proceso de selección se evalúan muchos aspectos como formación, experiencia, competencias, personalidad, entre otras, pero hay algo que puede influir en la decisión final y es si el candidato se puede adaptar a la cultura organizacional, a las funciones y a su líder y si la empresa llenará sus expectativas”, analizó.

De cualquier manera, Sandra Estrada, psicóloga experta en Recursos Humanos, destacó que la hoja de vida es la principal herramienta para iniciar un proceso.

“El currículo es la primera herramienta que se tiene para la preselección y, dependiendo de la experiencia y sus cargos, se puede señalar si una persona es la indicada para la vacante. Además de las competencias y de las políticas que se solicitan, la empresa se puede saber si es la persona más adecuada en el proceso. A esto se suma la valoración jerárquica del cargo, las pruebas sicotécnicas, las evaluaciones del clima laboral, la actitud en la entrevista, si podría ser bueno en el equipo y con el jefe y se hacen las verificaciones de experiencia y de referencias según el caso”, dijo.

BAJARLE A LA ANSIEDAD

Para finalizar, María Clara Delgadillo, psicóloga, especialista en Recursos Humanos de la Universidad EAN, aconsejó que para ser el mejor en un procesos de selección se debe reunir un buen conjunto de cualidades.

“Un proceso no se puede guiar solamente por la hoja de vida, sino también se debe ser bueno en la entrevista, tener buenas respuestas, contar con el perfil profesional solicitado y las características que la empresa necesite; aunque la hoja de vida no es la base para calificar a una persona, sí es un apoyo durante el proceso”, afirmó.

¿Quieres cambiar de trabajo? Registra o actualiza tu hoja de vida en nuestro portal. (elempleo.com)

Laura Lesmes Díaz
Contenido@elempleo.com