15.000 niños y 3.500 ancianos en condiciones de pobreza reciben donaciones de alimentos por Fedegán

En promedio, 726.000 litros de leche para niños en edad preescolar y escolar y 146.000 kilos de carne para ancianos pobres se entregan a través de la Fundación Colombia Ganadera (Fundagán).

POR:
noviembre 25 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-25

"Estas ayudas, por su magnitud e impacto, configuran el programa más importante que se lleva a cabo en el país por parte de un ente gremial", dijo un vocero de la fundación del gremio ganadero.

Esto se traduce en una entrega diaria de 3.000 litros de leche a 15.000 niños y 400 kilos de carne a una población estimada de 3.500 ancianos a razón de un vaso de leche y una porción de carne.

Todos los beneficiarios viven en condición de marginalidad económica, lo que les permite mejorar el balance de su dieta alimenticia.

"Esta labor de Fundagán, que es la expresión del compromiso social de los ganaderos, es una gestión en beneficio de la comunidad y se viene desarrollando hace varios años a lo largo y ancho del territorio nacional, en diferentes instituciones que albergan niños y ancianos, algunas de ellas de naturaleza estatal y otras privadas sin ánimo de lucro", dijo el presidente de la Federación Colombiana de Ganaderos (Fedegán), José Félix Lafaurie.

El dirigente gremial agregó que a través de esta red de ayudas se ha apoyado con donaciones de carne a unas 100 entidades en 29 departamentos y con donaciones de leche a otras 125 en 30 departamentos.

Todo lo anterior hace parte del programa de Fundagán 'Alimentando la Esperanza', que cuenta con dos líneas de acción: las donaciones de leche y carne, y, la segunda, 'Carne pa'ti, Carne pa'mí', un plan que consiste en vender productos cárnicos, a precios bajos, a los habitantes de barrios marginados de varias ciudades.

Precisamente, acerca del tema de la leche y los excedentes de producción que se registran en el país o 'enlechadas' el gremio, junto con el Gobierno nacional sometieron a estudio un programa para ampliar el programa descrito.

El presidente de Fedegán aseguró que debe mitigarse el efecto de los excedentes de leche. Para ello, esos volúmenes que quedan deben aprovecharse para entregarle a la población vulnerable, un alimento rico en proteínas y a precios asequibles, máxime cuando los niños, jóvenes y ancianos pobres requieren de estos alimentos.

Hacia este fin se utilizarían programas asistenciales como los de Bienestar Familiar en todo el país y otros, como los que desarrolla 'Bogotá sin Hambre'.

Lafaurie explicó que la industria nacional sufre de limitaciones para procesar y colocar la mitad de la oferta doméstica. "Como consecuencia de la política de seguridad democrática del gobierno, se está produciendo mucha leche.

"Por cada dos litros se está procesando sólo uno, y lo que es peor: se está pagando cada vez menos a miles de pequeños productores en el país, cuyo único ingreso es la producción diaria de leche".

Según las cuentas de Fedegán, mientras que en lo corrido del año el precio de la leche pasteurizada al consumidor se incrementó 7,4 por ciento, el de los quesos 5,7 por ciento y de los otros derivados 7,0 por ciento, el precio al productor cayó a los mismos niveles de comienzos del presente año.

Así mismo, el presidente de Fedegán subrayó "que a todo esto hay que sumarle la amenaza latente de las importaciones.

"Mientras que en el segundo semestre de 2007 la tonelada de leche en polvo se cotizó en el mercado mundial por encima de los 5.500 dólares la tonelada, para este mes no supera los 2.700 dólares, lo que supone una caída del 51 por ciento, no compensada siquiera por el significativo incremento de la tasa de
cambio.

"A la fecha, la industria había importado más de 1.701 toneladas de leche en polvo, mientras que existen inventarios de la misma industria de 20.000 toneladas, producto del trabajo de los ganaderos colombianos", concluyó el dirigente gremial.

Ganaderos en reunión gremial esta semana

La crisis alimentaria mundial, oportunidad o amenaza para el país, será tema del Congreso Nacional Ganadero que sesionará esta semana en la ciudad de Cartagena.

Allí, junto con representantes del Gobierno y de la banca multilateral, se discutirá cómo el país puede enfrentar esta crisis o si esta se constituye en una oportunidad para el sector agrario en general y para el ganadero en particular de producir los alimentos que muchos países del mundo demandan.

Además, el tema de la responsabilidad social de los ganaderos será otro de los temas y se buscará cómo incrementar las donaciones de carne y leche para la población.

Siga bajando para encontrar más contenido