Desde el 2016 Colombia importaría gas de Venezuela

El Ministro de Minas confirmó que la reanudación de las compras garantizará el suministro en el país.

Actualmente, Colombia exporta gas a Venezuela.

Archivo particular

Actualmente, Colombia exporta gas a Venezuela.

Finanzas
POR:
noviembre 22 de 2014 - 01:43 a.m.
2014-11-22

A partir del 2016, el país podría volver a importar gas desde Venezuela, según lo confirmó el Ministro de Minas y Energía de Colombia, Tomás González.
El funcionario aseguró que el compromiso surgió en el encuentro binacional realizado la semana pasada, en el que uno de los temas claves fue la cooperación energética.
“Los venezolanos se comprometieron a que van a exportar gas a Colombia a partir del año 2016. Esto es muy importante porque se reversaría el flujo, hoy en día sale por La Guajira gas de Colombia hacia Venezuela, a partir del 2016 ellos, con los desarrollos de gas que tienen planeados, van a tener unos excedentes que se han comprometido a enviarnos y que van a ser muy importantes para asegurar toda la atención a la demanda”, señaló el Ministro.
Aunque el compromiso no se ha formalizado en un contrato, de acuerdo con las condiciones del anterior acuerdo se podría estar hablando de unos 39 millones de pies cúbicos de gas.
“Esto no solo fortalece la relación entre los países, le da cumplimiento a los programas que teníamos firmados, sino que también le da mayor holgura y tranquilidad a la demanda”, señaló González.
El anuncio fue recibido con beneplácito por parte de las empresas generadoras de energía que ven con preocupación una disminución en la oferta de gas para las plantas térmicas que funcionan con este combustible.
Para el 2016 también se espera que estén concluidas las obras de la planta de regasificación del Caribe, que permitiría la importación del hidrocarburo de otras partes del mundo.
Aunque esta obra aún no tiene licencia ambiental aprobada, el Ministro señaló que desde el Gobierno Nacional se le está poniendo toda la presión posible para que el proceso de licenciamiento se agilice y “se pueda dar la respuesta rápida que le dé la certidumbre que necesita el proyecto”.