En 24 días se encontrarán los dos frentes de trabajo del túnel de La Línea

Los equipos, que avanzan en sentidos contrarios entre los departamentos del Quindío y el Tolima, verán la luz el próximo 7 de agosto en el interior de la obra preliminar.

POR:
julio 14 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-14

La obra, que se realiza a más de 800 metros de profundidad, en el corazón de la Cordillera Central, está a 260 metros de su último taco de dinamita que cada día permite avanzar 8,8 metros, y cuyos constructores laboran las 24 horas, en diferentes turnos, con un total de 370 trabajadores.

Hasta este lunes, las obras del túnel piloto habían avanzado 8.333,4 metros de los 8.554,50 que tiene la totalidad del proyecto.

Los 8,5 kilómetros de longitud del túnel son apenas una muestra de lo que será la megaobra que debe ser adjudicada en octubre próximo y que deberá estar lista en el 2012, pues el túnel piloto no será utilizado para el tránsito permanente de vehículo, sino que además de servir para conocer las características geológicas del lugar, hará las veces de salida de emergencia, cuando esté operando la vía subterránea definitiva.

Un paso clave para la fase II

El túnel piloto se ha convertido en el paso definitivo para el proyecto, pues mientras hace unos años ninguna firma de ingenieros se le medía a presentar una propuesta, ante la incertidumbre de qué inconvenientes se iría a encontrar en las entrañas del cordón de montañas más alto del país, ahora, hay 171 firmas interesadas en participar en la construcción de la obra, pues ya tienen la información concreta sobre las características del terreno y los posibles inconvenientes que se puedan registrar.

El túnel piloto cuenta con las respectivas obras anexas, que incluyen acceso a portales, túneles que conectan con la vía principal y varios puentes para las carreteras de acceso.

Según el Instituto Nacional de Vías, (Invías) seccional Quindío, que supervisa las obras, la primera etapa será inaugurada a comienzos de agosto, pero luego continuarán los trabajos para los terminados, la iluminación y la entrega definitiva del proyecto.

Todo está listo

El Gobierno tiene disponibles 719.000 millones de pesos que serán invertidos en la remoción de tierra para acortar en 33 kilómetros el recorrido entre las poblaciones de Cajamarca y Calarcá, con lo que el tramo pasará de 47 kilómetros que tiene en la actualidad, a solo 14 kilómetros que deberán ser transitados a partir del 2012, cuando la obra sea inaugurada.

Los aspirantes a quedarse con la obra se distribuyen entre 107 firmas nacionales 54 internacionales, la mayoría de ellas con reconocida experiencia en este tipo de obras.

Según la Cámara Colombiana de la Infraestructura, se lograron concertar con el Gobierno algunos ajustes que requiere la licitación con miras a lograr un proceso exitoso.

Otras obras anexas que realiza el Instituto son el Túnel Estrella de 326,5 metros y terminado en octubre del año pasado. También están el Túnel Robles, de 805,40 metros y avanzado en un 96 por ciento, así como el Túnel Los Chorros, de 206,50 metros y con 33,52 por ciento de las obras realizadas.

De la misma manera se realizan obras en el puente Estrella 1, donde se está instalando la placa, y en el puente Estrella 3 se conformaron terraplenes provisionales.

En cuanto a las obras del puente Robles, se avanza en armado de vigas para construcción de la losa. La misma situación se da para el puente Alaska.

El túnel hace parte del plan de mejoramiento vial para hacerle frente a la competencia generada por la globalización.

Siga bajando para encontrar más contenido