Con acceso permanente al principal socio comercial

Luego de cinco años de obstáculos, el 2011 cierra con el TLC entre Colombia y Estados Unidos aprobado y en trámites de implementación.

POR:
diciembre 12 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-12-12

Todo el esfuerzo que se le imprimió al acuerdo para que se convirtiera en un hecho tiene que ver con la importancia que tiene dicho tratado para Colombia. Lo principal es que el país norteamericano es, de lejos, el socio comercial más importante de Colombia. Tradicionalmente, concentra más del 35 por ciento de las ventas nacionales al exterior. Por esa razón, es clave que por medio del tratado las exportaciones colombianas tengan acceso preferencial permanente a dicho mercado. Y es que si bien buena parte de los bienes que vende Colombia a Estados Unidos tiene los beneficios arancelarios del Atpdea, la realidad es que no cobija a todos los productos y además, los exportadores estaban sujetos a la incertidumbre en la medida en que cada cierto tiempo era necesario que dichos beneficios fueran renovados por el Congreso. Además, es sin duda la economía más grande del mundo y uno de los principales compradores de bienes de otros países. Incluso la experiencia de otras naciones que ya tienen el acuerdo con Estados Unidos muestra que las ventas al exterior se multiplican después de la entrada en vigencia del acuerdo. Durante su intervención en el Foro TLC, organizado por Portafolio y la Cámara de Comercio Colombo Americana, el jefe negociador internacional del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, Javier Gamboa, señaló además que este es un mecanismo para ganar participación frente a los competidores. A esto añade que el país puede volverse una plataforma exportadora, con lo cual atraerá inversión de otros destinos. Una de las oportunidades más importantes que se abre para las empresas colombianas tiene que ver con las compras públicas en Estados Unidos, que mueven más de 300.000 millones de dólares por año y que están destinadas únicamente para los socios comerciales. Esto aplica tanto para las entidades del nivel central así como para las contrataciones a nivel federal. Más competitividad Aunque se ha dicho que el acuerdo impulsará la competitividad del país, también se viene advirtiendo que los resultados de los TLC que se suscriban con diferentes naciones y bloques comerciales dependen de la política macroeconómica del país, así como de la política de competitividad transversal, el ambiente macroeconómico para hacer negocios y la política de desarrollo productivo sectorial. Justamente, una de las herramientas que están desarrollando entre el sector público y privado es el programa de transformación productiva, con el cual se quiere impulsar 12 sectores considerados de clase mundial.ADRVEG

Siga bajando para encontrar más contenido