Acuerdo para construcciones más sostenibles

Un Acuerdo presentado en el Concejo de Bogotá sugiere a la Administración Distrital crear, en un término de dos años, el Estándar Único de Construcción Sostenible (Eucs) para Bogotá y de esa manera contribuir a que Colombia se ubique en el puesto trece del mundo con este tipo de disposiciones.

POR:
noviembre 20 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-20

Según el concejal Felipe Ríos, autor de la iniciativa, cuyo texto fue aprobado en primer debate, la norma autoriza la inclusión del Eucs en el Código de la Construcción de Bogotá. “En Colombia, particularmente en Bogotá, el debate sobre medio ambiente se ha centrado en la calidad del aire”, dice la exposición de motivos de Ríos, quien agrega que también se menciona al CO2 (gas carbónico) y sus efectos sobre la salud. Sin embargo –asegura–, la discusión ha dejado de lado el uso eficiente de los recursos, un tema que tiene implicaciones económicas en el corto plazo y ambientales en el largo. “El proyecto, precisamente, tiene como objetivo disminuir el impacto de la ciudad sobre el medio ambiente y reducir el uso de recursos naturales por parte de los habitantes. Para ello, definitivamente, hay que incentivar a los urbanistas a adoptar estándares de construcción sostenible que midan objetivamente la reducción en el impacto ambiental de los proyectos”. Vale recordar que este tema fue eje del reciente congreso de la Cámara Colombiana de la Construcción. Allí, Beatriz Uribe, presidenta de la entidad, recordó que “en el mundo la construcción es responsable de 38 por ciento de las emisiones de dióxido de carbono, 36 por ciento de los gases de efecto invernadero y de casi 40 por ciento de la producción de desechos sólidos que llegan a un relleno sanitario, entre otros impactos sobre recursos no renovables”. Ante esto, la dirigente instó a los empresarios a asumir el reto de la construcción sostenible (...) para ser reconocidos como un sector innovador, líder y propositivo”. Esto va en la misma línea de la propuesta de Ríos, que sugiere que el Distrito conforme mesas de trabajo con las sociedades profesionales de la ingeniería y la arquitectura, agremiaciones del sector constructor, la academia el medio ambiente, entre otras”. Agrega, además, que los desarrolladores de proyectos podrían acogerse de manera voluntaria al Eucs, previa definición de incentivos por parte del Gobierno distrital. También anota que “el Estándar tendrá presente las diferentes etapas de una construcción de tal forma que la autoridad competente pueda certificarla como sostenible en cualquier momento”. Insiste en otorgarle facultades extraordinarias (por dos años) al Alcalde mayor para incorporar en el Código de Construcción de Bogotá, el Eucs . “ De hecho, las organizaciones colombianas están en mora de diseñar un sistema de certificación para obras arquitectónicas ‘verdes’ y sostenibles con base en las necesidades locales pero acordes, igualmente, con lo que se hace en el mundo”, dijo el ingeniero mexicano Jorge Kanahuati, quien concluyó que entrar en esa línea es apostarle a calidad arquitectónica, pero sobre todo, a calidad de vida. LAS VENTAJAS “En Estados Unidos, las principales preocupaciones son el aumento en la inversión inicial y la posibilidad de perder consumidores por el aumento en los precios”, dice la exposición de motivos que precedió la presentación del Acuerdo. Y agrega que el análisis de una muestra de construcciones con algún nivel de certificación LEED en E.U. concluye que, en promedio, cuestan 1,8 por ciento más. “Los edificios certificados tienen sobrecostos de 0,6 por ciento y los que tienen certificado platino (el más alto) de 6,5 por ciento. Pese a esto, las ventajas son diversas: más productividad de los trabajadores o mejor desempeño de los estudiantes, además del uso eficiente de los recursos naturales...” 1.705 Proyectos sostenibles, certificados hay en 69 países. Colombia hace presencia solo con tres. WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido