Aerolíneas recortan algunos vuelos

Si bien el ajuste autorizado por el Gobierno para que las aerolíneas aumenten el sobrecargo que cobran a los viajeros por el precio del combustible -el cual se incrementó en 20.000 pesos para los trayectos mayores a 200 kilómetros que son atendidos en aeronaves tipo jet-, alivia en algo el impacto de los altos precios del crudo, algunas empresas ya han tenido que tomar otras medidas.

POR:
julio 04 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-04

En el primer semestre, por ejemplo, han modificado sus itinerarios cuando la demanda de los usuarios no cumplen las expectativas. El director Comercial de Satena, Desiderio Rodríguez, dijo recientemente que en algunas rutas el mercado que atiende la compañía no presenta el mismo ritmo de crecimiento que se venía registrando en años anteriores, por lo que fue necesario reducir en los últimos meses las frecuencias en rutas que conectan a Bogotá con Pasto, Montería, San José del Guaviare, Yopal y Neiva. Por su parte, el presidente de Aero República, Roberto Junguito, afirma que la compañía ha redistribuido su capacidad hacia los mercados de mayor crecimiento, principalmente los internacionales, al tiempo que ha hecho reducciones tácticas en vuelos donde la demanda turística no ha cumplido los pronósticos. “Son recortes puntuales en operaciones adicionales nocturnas en la ruta Bogotá-San Andrés, en donde no se ha visto la demanda esperada. También hay recortes hacia ciudades como Cartagena, cuando no se observa una demanda potencial, pero reitero, son temas mucho más tácticos que una decisión estratégica de la reducción de capacidad”, afirma. Junguito dice que anteriormente Aero República era una compañía basada en el mercado turístico nacional, y poco a poco ha venido evolucionando para convertirse en una aerolínea internacional. Esta empresa pasó de movilizar 44.344 pasajeros internacionales entre enero y abril del 2007 a un total de 92.016 viajeros en el mismo período del 2008, registrando una variación del 107 por ciento. A finales de mayo inició vuelos directos diarios en las rutas Bogotá-Caracas y Medellín-Caracas, así como en la frecuencia Medellín-Panamá. OTRA POSICIÓN Fabio Villegas, presidente de Avianca, señala que parte de la motivación del Gobierno, de aceptar un incremento en el sobrecargo por combustible, está orientada a impedir que los altos precios del petróleo tengan un impacto en la prestación del servicio, particularmente en las frecuencias y en los destinos atendidos por las aerolíneas en el país. “Nosotros estamos tratando de evitar por todos los medios que reducciones de frecuencias sean medidas que debamos tomar. Hemos ganado en cobertura y vamos a hacer todo lo posible para preservarlo”, agrega.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido