Alerta en playas por presencia del pez león

La Corporación Autónoma del Canal del Dique (Cardique) inició una campaña en las zonas de playas de la ciudad para alertar a bañistas, servidores turísticos y pescadores sobre la presencia del peligroso pez león en las aguas del mar Caribe.

POR:
julio 26 de 2011 - 05:00 a.m.
2011-07-26

La captura de varios de estos animales en Lomita Arena y la denuncia de un bañista de haber sido atacado por un pez león, obligó a las autoridades a tomar medidas preventivas, teniendo en cuenta la alta peligrosidad que tiene la mordida de este depredador natural. Cardique inició la campaña de prevención en las playas, hoteles, muelles y centros poblados que desarrollan actividad pesquera, para advertir a los bañistas sobre el pez león, una especie invasora que amenaza los ecosistemas por su voracidad y la salud de los humanos por el veneno que tienen en sus aletas dorsales. Según el director de Cardique, Olaf Puello, el llamado no es para que las personas se retiren de las playas, sino para que tengan cuidado si observan al animal cerca de ellos. "Este pez es doblemente peligroso porque, en primer lugar, es un depredador activo de cangrejos, moluscos, camarones y pequeños peces, afectando los procesos de los arrecifes y la biodiversidad de los ecosistemas marinos. Además de eso, afecta las economías de sectores litorales que viven del turismo y están los efectos que causa en los humanos por efecto del veneno asociado a las espinas de sus vistosas aletas. "Si una persona sufre una punción por este pez puede producirse parálisis de la extremidad afectada y efectos adversos en el sistema cardiovascular, entre otros", dijo Puello Castillo. Según el director de Cardique, si una persona encuentra un pez león debe abstenerse de manipularlo, tomar nota de la ubicación y avisar a las autoridades ambientales. En caso de ser atacado, de manera inmediata debe aplicarse agua lo más caliente que se soporte y visitar el centro de salud más cercano para recibir atención médica. El veneno del pez león se mantiene activo hasta 30 minutos después de la muerte del animal. Tiene efectos cardiovasculares, neuromusculares y citoliticos, que van desde hinchazón hasta extremo dolor. La semana anterior, varios bañistas aseguraron ver varios de estos animales merodeando las playas de Bocagrande. La campaña de Cardique se extendió hasta El Laguito, Castillogrande, La Boquilla, Punta Canoa, Marbella y Crespo, entre otras playas.HELGON

Siga bajando para encontrar más contenido