Alivios a crisis empujarían el TLC | Finanzas | Economía | Portafolio

Alivios a crisis empujarían el TLC

Sin citas pactadas con la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, o la dirigencia demócrata en el Congreso, el gobierno colombiano inició ayer una nueva ofensiva en Washington en pro de la ratificación del Tratado de Libre Comercio (TLC) y la extensión de las preferencias arancelarias que otorga E.U. bajo la ley Atpdea.

POR:
septiembre 18 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-09-18

El ministro de Comercio, Luis Guillermo Plata, junto al canciller Jaime Bermúdez tendrán un maratónico día de reuniones con legisladores cuyo énfasis además de TLC girará en torno de las preferencias, que expiran el próximo 31 de diciembre y sin las cuales miles de productos colombianos comenzarán a pagar arancel de entrada a partir de enero del 2009. Fuentes consultadas por este diario sostienen que la renovación del Atpdea aún no ‘despega’ en el Capitolio a solo días de clausurar actividades correspondientes al año fiscal 2008 este próximo 30 de septiembre. De hecho, los pronósticos se han enredado desde que irrumpió la crisis diplomática con Bolivia, que también recibe trato preferencial en el mercado de E.U. Algunos sectores quieren castigar a La Paz por la expulsión del embajador estadounidense, mientras otro no lo considera pertinente. Para complementar el cabildeo llegará esta noche el presidente Álvaro Uribe, aunque su agenda no incluye citas con miembros del legislativo. La ofensiva colombiana, no obstante, se vio ensombrecida ayer con un artículo de primera página del Washington Post en el que se sostiene que autoridades colombianas han iniciado una investigación preliminar contra el jefe del Ejército, general Mario Montoya. ¿HAY LUZ AL FINAL DEL TÚNEL? Pese a todo, y aunque no existe posibilidad alguna de que el TLC sea aprobado en las dos semanas de actividad legislativa que le restan al Congreso, esta semana comenzó a verse una tenue luz al final del túnel. Si bien los demócratas habían indicado que no pensaban regresar a la ciudad para una ronda de sesiones extraordinarias tras las elecciones del 4 de noviembre, las opciones han mejorado y ahora es probable que lo hagan. Por un lado, son muchos los temas presupuestarios que están pendientes y que no podrán ser resueltos en estas dos semanas. Por el otro, y dada la crisis económica que sacude al país, el partido está empeñado en conseguir la aprobación de un segundo paquete de estímulo para la economía estadounidense que ya entró, según analistas, en franca recesión. Y aprobar el TLC con Colombia sería la carta que ofrecerían los demócratas a cambio del respaldo del presidente George W. Bush y los republicanos. No es claro si Bush aceptará el trato -o algún tipo de paquete económico- pues teme aumentar el enorme déficit fiscal que le entregará como herencia al próximo presidente. Pero los chances siguen vivos. Además, y según Bill Lane, director en Washington de Caterpillar, el desplome de Wall Street que se vivió esta semana podría mejorar los prospectos del TLC. LA AVANZADA EMPRESARIAL NO DIO RESULTADOS POSITIVOS Hace dos semanas, una delegación de empresarios colombianos -liderados por el ministro Luis Guillermo Plata- estuvo en Washington para abogar con congresistas demócratas por el Tratado de Libre Comercio (TLC), pero según admitieron algunos de ellos, su labor fue muy difícil. “Fue como arar en el desierto, porque aquí hay posiciones radicales (dentro de los demócratas) y por la coyuntura electoral que viven Estados Unidos no pareciera que la aprobación del Tratado fuese un tema que trasnoche a los legisladores”, admitió Luis Carlos Villegas, vocero de los industria- les. Ahora, esperan mejores resultados con el ‘Lobby’ de Uribe. 2semanas de trabajo efectivo le quedan al Congreso de Estados Unidos para enfrentar varios temas, pues la campaña electoral copa casi todo el tiempo. WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido