En los almacenes se nota el cambio

En los almacenes se nota el cambio

POR:
julio 10 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-10

Desde sus almacenes, los comerciantes han percibido cómo la euforia del consumo ha decaído.

Éxito explica que a juzgar por la opinión de los expertos "se espera que la economía continúe desacelerada en lo que queda del 2008, lo que en cierta medida hace pensar que el consumo se vea afectado en el corto plazo".

Sin embargo, según advierte un vocero de la cadena, los fundamentales del negocio se mantienen y "creemos firmemente en un desempeño positivo para el mediano y largo plazo".

En su análisis señala que las ventas del comercio minorista, en general, han venido mostrando una desaceleración en el ritmo de crecimiento y para ello tiene en cuenta las últimas cifras del Dane.

Los análisis del Éxito sostienen que "en lo que queda del 2008 es muy posible que continuemos viendo una economía desacelerada, en la medida en que la inflación y las tasas de interés se mantengan en niveles altos?.

La empresa percibe un mayor crecimiento en los grupos de los no durables, en vista de que la inflación y los niveles de tasas de interés dejan al consumidor con menor margen para adquirir bienes durables.

Respecto al comportamiento del crédito a los consumidores, voceros del Éxito dicen que ha sido una palanca importante para sus ventas.

Por su parte, Luis Alberto Yepes, gerente de Alkosto, opina que el año ha sido distinto a los dos anteriores que fueron demasiado buenos y de mucho crecimiento de consumo, especialmente a través del crédito.

"La compra en efectivo ha aumentado, pero con las tarjetas de crédito tradicionales han bajado el consumo un poco pero confiamos en que sea mientras los clientes se desahogan de las deudas o del capital que están pagando de los dos últimos años anteriores que fueron de una bonanza en el crédito".

De todas maneras, en medio de su optimismo admitió que las tasas de interés están altas y eso ha creado preocupación en los consumidores de que las cuotas se les vuelven más altas porque ya estaban acostumbradas a las tasas bajas de los últimos dos años.

Los productos de tecnología que, en una gran proporción son importados, han bajado de precio porque el dólar ha estado muy bajo y la facturación ha bajado.

"Se puede estar atendiendo el mismo número de clientes pero se puede estar facturando menos porque los productos valorizados valen mucho menos como está pasando con los carros y las motos. Unos televisores que hace cuatro años valían 8 millones de pesos, hoy se consiguen por 3,5 millones. Entonces la factura vale mucho menos en esta categoría en la que somos muy grandes", dice Yepes.

En alimentos, asegura el empresario. Alkosto ha tenido buen desempeño. Estos formatos nacieron en medio de la recesión económica en Estados Unidos. Entonces, aquí se demuestra que las personas que quieren ahorrar vienen a estos lugares porque encuentran que comprando en cantidades lo hacen a precios menores y esa es nuestra propuesta de valor.

Siga bajando para encontrar más contenido