Arrendar vehículos, la nueva opción para el mercado pyme

Hoy, arrendar un vehículo en vez de comprarlo, les permite a las pymes implementar una solución de transporte sin descapitalizarse ni reflejar endeudamiento, preservando los cupos financieros para otras actividades, como las de producción.

POR:
noviembre 18 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-18

Un pequeño o mediano empresario arrienda un vehículo y le agrega los servicios que considere vitales para el óptimo desempeño de su labor. El cánon de arrendamiento (mínimo 12 meses y máximo 60), dependerá del número de servicios que se incluyan en el contrato. Entre las opciones que las empresas de arrendamiento operativo brindan hoy a las pymes están: pagar arriendo mensual por un vehículo con las características requeridas, usarlo como si fuera propio, cambiarlo por otro modelo o reponerlo inmediatamente, en caso de reparación o accidente. Las ofertas incluyen mantenimiento, pagos de seguros, de impuestos, matrícula, traspasos, SOAT, certificados de gases, revisiones mecánicas, asesoría jurídica y legal, asistencia en carretera y servicio de conductor elegido. En cuanto a las tarifas, éstas se diseñan de acuerdo con cada proyecto y se ajustan al cliente, según su flujo de caja y de los servicios que le quiera incluir a su renting. La figura en mención es algo que empieza a tomar forma en el mundo. En Colombia se viene implementando de la mano de compañías que ven en las pymes un mercado potencial. Sobre el tema, Andrés Jaramillo, presidente de Renting Colombia, explicó que si bien el mercado de arrendamiento operativo está enfocado hacia las grandes empresas poseedoras de flotillas de vehículos, las ventajas que ofrece este servicio sirven plenamente a las pequeñas y medianas empresas que basen su actividad o parte de ella en el transporte. Sin embargo, comentó que el próximo año la compañía que preside diseñará una herramienta comercial que les permita atender específicamente a las pymes. Igualmente, Juan Carlos Barrios, director operativo de Equirent, dijo que esta firma viene atendiendo al sector de las medianas y pequeñas empresas, que lentamente empiezan a entender los beneficios de arrendar un vehículo, aunque aún falta mucho terreno para que esta cultura llegue al plano de sus prioridades. Recordó que en su momento, pasó igual con el Leasing, que surgió enfocado a las grandes compañías y hoy se encuentra al alcance de cualquier empresario del país. Algunas ventajas El renting se transforma en un catálogo de ventajas administrativas y financieras para las pymes, cuando las empresas que lo ofrecen garantizan la eficiencia en los reemplazos de vehículos y demuestran que el pago de arrendamiento es totalmente deducible. Igual sucede con el IVA que genera el cánon, que al llevarse a la cuenta corriente desaparece como gasto. Otra ventaja es la manera como se elimina carga administrativa al canalizar con las firmas arrendadoras los accidentes, robos, fallas o garantías. En los contratos se ofrece utilizar los vehículos sin hacer desembolsos iniciales y la elasticidad en plazos y valor de retoma permite ajustarse a una cuota determinada. Así mismo, desaparecen los trámites de impuestos, registros y seguros. Con el renting, las pymes evitan la depreciación de sus vehículos, generan valorizaciones y realizan ajustes por inflación a estos activos, dado que la propiedad es de un tercero, lo que mejora su indicador de Economic Value Added (EVA). Francisco Lastra, director comercial de Rentandes S.A., señaló que este sistema convierte a estas empresas en administradores de activos y en socios de negocios y de proyectos de las pymes, que ven en el renting una opción viable para obtener el vehículo que necesitan en su desarrollo inmediato. 12 meses es el tiempo mínimo de arriendo y 60, el máximo. El costo, depende de los servicios. '' Si la crisis económica mundial continúa, el renting cobrará mayor importancia por las ventajas tributarias que ofrece”.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido