Baja fiebre del dólar y hay temor en Argentina

Algunos expertos advierten que se podría ver una repetición de la crisis económica de 2001, con aumento del riesgo de ‘default’.

El dólar cerró a la baja este lunes 9 de febrero.

Los inversionistas desarman posiciones en pesos y la autoridad monetaria liquidó desde marzo más de US$8.500 millones de sus reservas, ahora en US$54.000 millones, para calmar la plaza.

Archivo particular. 

POR:
afp
mayo 07 de 2018 - 10:20 p.m.
2018-05-07

El fuego de artillería pesada lanzado por el gobierno y el Banco Central (BCRA) hizo bajar la fiebre del dólar, pero es difícil hallar en Argentina alguien que piense que la crisis está conjurada. La corrida cambiaria había llevado la cotización del dólar al récord de 23,30 pesos. El viernes bajó a 22,30 con el misil de la tasa de interés de referencia del BCRA a 40%, la más alta del mundo.

(Lea: Dólar cayó fuertemente en el inicio de la semana)

Ayer, cerró a 22,33. “Hay una inviabilidad manifiesta del Gobierno de Mauricio Macri y del Banco Central de mantener el tipo de cambio”, dijo Pablo Tigani, consultor de Hacer.

“También se obligó a los bancos a vender US$1.800 millones. El mercado se ha tranquilizado momentáneamente”, dijo Francisco Uriburu, de una consultoría. La calificadora Moody’s dijo que las empresas argentinas afrontan un alto riesgo de falta de liquidez. Los inversionistas desarman posiciones en pesos y la autoridad monetaria liquidó desde marzo más de US$8.500 millones de sus reservas, ahora en US$54.000 millones, para calmar la plaza.

Macri, en el poder desde hace dos años y medio, intenta un modelo aperturista, tras años de proteccionismo. Liberó el mercado cambiario, eliminó subsidios y llegó a un acuerdo con los fondos acreedores para recuperar el crédito internacional. Además, prometió controlar la inflación y reducir la pobreza.

Llamó la atención una advertencia de Forbes: “Puede que sea momento de salir de la Argentina”. La publicación cita a Jorge Compagnucci, de TMG Target Market Global, según el cual se podría ver una repetición de la crisis económica de 2001, con aumento del riesgo de default. “A los argentinos les ocurre que se quemaron tantas veces con leche que, cuando ven una vaca, lloran”.

Siga bajando para encontrar más contenido