Banca panameña se rebela ante aumento de impuestos

Panamá/EFE. La poderosa banca instalada en Panamá presiona al Gobierno para que dé marcha atrás al aumento de los impuestos al sector incluidos en la reforma tributaria, que inicia mañana su debate en la Asamblea Nacional.

POR:
marzo 04 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-04

El ministro de Economía y Finanzas de Panamá, Alberto Vallarino, un antiguo banquero, ha propuesto, con el apoyo del Gobierno, una enmienda que busca una mayor contribución en el pago de los impuestos por parte de sectores “privilegiados”, como la banca, y reducir la carga tributaria a los asalariados. De acuerdo con el proyecto de ley de reforma tributaria, a la banca se le mantendrá la tasa nominal del Impuesto sobre la Renta (ISR) en 30 por ciento, junto a otro grupo de sectores como las aerolíneas, cementeras y empresas de telecomunicaciones, pero aumentará su pago efectivo del 8 por ciento actual al 15 por ciento debido a que perderán las numerosas deducciones que venían gozando. A los otros sectores se les reducirá el ISR al 27,5 por ciento este año y al 25 por ciento a partir de 2011, algo que los banqueros consideran discriminatorio. Aún así, sostiene Vallarino, los bancos en Panamá (unos 100) seguirán siendo competitivos en la región, porque, por ejemplo, en Brasil pagan el 40 por ciento, en Colombia el 27 por ciento y en México el 25 por ciento, mientras los centros offshore no tributan ISR, pero “no tienen la capacidad física para expandir sus operaciones bancarias”. En cuanto a la licencia general, el Gobierno pretende duplicar su pago anual, de acuerdo a los activos de cada uno, lo que fluctuará entre 100.000 y 700.000 dólares, mientras que los bancos con licencia internacional (sin oficinas al público) pagarán 75.000, los de fomento y microfinanzas 30.000 y las casas de cambio 10.000 dólares. Para la banca, el asunto más difícil de la reforma es la cantidad que se paga por la licencia bancaria, y el impuesto a la renta del 30 por ciento. Sector financiero creció 1,6% El Centro Bancario Internacional (CBI) de Panamá cerró 2009 con activos consolidados de 77.142 millones de dólares, lo que supone un crecimiento de 1,6 por ciento con respecto al cierre de 2008. El incremento anual de los activos al 31 de diciembre de 2009 se registró principalmente por aumentos de activos líquidos, correspondientes a depósitos a la vista. ADRVEG

Siga bajando para encontrar más contenido