Bancos deben aclarar a sus clientes en qué consisten incentivos hipotecarios por $500.000 millones

La Superintendencia Financiera ordena a los bancos explicarles a sus clientes claramente cómo podrán acceder al nuevo subsidio estatal a la tasa de interés para la compra de vivienda nueva.

POR:
mayo 15 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-05-15

De hecho, tan solo un mes después de la expedición del Decreto 1143 que dio vía libre a la medida, el Gobierno anunció que se desembolsaron cerca de 4 mil créditos que se acogieron al beneficio.

Según Luis Felipe Henao, viceministro de Vivienda, seguramente la dinámica aumentará gracias a la circular de la Superfinaciera que aclara, aún más, los pormenores del proceso.

Por ejemplo, Henao anunció que la cobertura condicionada -como se ha identificado la medida- cubrirá los préstamos desembolsados desde el pasado primero de abril hasta el 31 de diciembre del 2010 (algo nuevo si se tiene en cuenta que la norma decía que sería hasta el 30 de junio).

Incluso, prevé que la proyección inicial de 15 meses para gastar los 500 mil millones de pesos presupuestados que indica el decreto se bajará a 6 ó 7.

"Esto, seguramente nos obligará a buscar recursos adicionales (otros 200 mil, aproximadamente) para 20 mil créditos más (actualmente se gestionan 32 mil)", dijo Henao, quien destacó las pautas trazadas por la circular de la Superintendencia Financiera.

¿Qué dice la Superfinanciera?

Por ejemplo, allí les indica a las entidades que una vez le aprueben y le desembolsen el crédito al cliente, tendrán que que discriminar, en cada extracto enviado, el valor de la cuota con la tasa pactada, el valor de la cobertura y el valor real que debe pagar.

Adicionalmente, en estos extractos se deberá mencionar con caracteres legibles, el tratamiento del crédito en caso de mora.

El organismo de control también estableció que cuando una persona esté interesada en recibir la ayuda estatal (cinco puntos en la tasa de interés a viviendas de hasta 67 millones de pesos, 4 puntos a bienes entre 67,4 y 116 millones, y 5 puntos a casas o apartamentos de hasta 166 millones de pesos), deberá manifestar su intención por escrito y el banco le deberá ayudar para que en la misiva quede claro que conoce las obligaciones y las condiciones que implica la cobertura.

En particular, les rtecomienda advertirles a los clientes que este beneficio es solo por los primeros siete años del crédito, así como las consecuencias si incumple en el pago, especialmente si la mora es por más de tres meses seguidos.

Si eso ocurre la persona pierde automáticamente la ayuda gubernamental y no podrá volver a pedirla.

Así mismo, la Superintendencia aclara que si la financiación se hace por medio de leasing habitacional y el beneficiario del subsidio no ejerce la opción de compra al momento de finalizar el contrato, tendrá que restituir el menor valor cancelado por efecto de la cobertura, el cual se volverá exigible como si no lo hubiera pagado.

El beneficio también se pierde si el titular es embargado o es incluido en la lista Clinton.

La circular agrega que la entidad crediticia también deberá explicarle a su cliente que el beneficio del Gobierno no cubre los intereses de mora del crédito, ni ningún otro costo derivado del otorgamiento o administración del mismo (como los seguros).

Con base en estas y otras observaciones trazadas por el ente de control y con la noticia de que en el primer mes de vigencia de la cobertura condicionada ya van 4 mil créditos desembolsados, los bancos tendrán más herramientas para agilizar los trámites y aportar su parte en estos momentos de crisis.

Es una de las tantas medidas que se están tomando para incentivar al sector constructor, que -de hecho- es el segundo más importante en el reciente Plan de Choque del Gobierno después de los sectores de minería y energía.

Siga bajando para encontrar más contenido