Bancos no reciben hipotecas a Fannie Mae y Freddie Mac

Bloomberg. Las corporaciones hipotecarias federales estadounidenses conocidas como Fannie Mae y Freddie Mac están encarando una resistencia creciente según tratan de transferir créditos residenciales fallidos de sus libros a los balances de bancos como Bank of America Corp. y JPMorgan Chase & Co.

POR:
diciembre 01 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-12-01

Las dos compañías hipotecarias, propiedad del Gobierno, están ejecutando contratos que requieren que las entidades prestamistas recompren los préstamos que no satisficieron los estándares de suscripción. A fines de septiembre, informaron las compañías, los bancos no habían respondido a peticiones de recompra de préstamos por 13.000 millones de dólares. Un tercio de ellas tenían siquiera cuatro meses y Freddie Mac ha empezado a imponer multas por las demoras. Las entidades prestamistas dicen que se resisten a efectuar las recompras porque Freddie Mac, con sede en McLean, estado de Virginia, y Fannie Mae, en Washington, injustamente están cuestionando tasaciones hechas hace mucho tiempo, acusando a los bancos originadores de no haber verificado los ingresos de los prestatarios o tildando ciertos préstamos de fallidos por errores técnicos menores. Los mayores bancos dicen que pueden sobrellevar las pérdidas potenciales. Algunas entidades prestamistas menores dicen que la carga podría hundirlas. Cerca de un 40 por ciento de las solicitudes de recompra se cancelan cuando los bancos suministran documentos adicionales, dijo John A. Courson, jefe ejecutivo de la Asociación de la Banca Hipotecaria, agrupación del sector con sede en Washington. “Estamos quemando un montón de recursos de accionistas, y claramente un montón de recursos de Fannie y Freddie, para acabar retirando un 40 por ciento de estas cosas”, dijo Courson en una entrevista. “Es perjudicial para los bancos y, francamente, estamos desperdiciando recursos gubernamentales también”. Sigue crisis inmobiliaria en EE. UU. Las entidades de préstamos hipotecarios controladas por el Gobierno de EE. UU., Fannie Mae y Freddie Mac, han establecido pautas crediticias más estrictas y reducido los gastos conforme se preparan para una reorganización de la financiación de hipotecas que el gobierno del presidente Barack Obama pudiera proponer el próximo año. ADRVEG

Siga bajando para encontrar más contenido