Banrepública subió a 6,25 % su tasa de intervención. ¿Cómo lo afecta esto a usted como ciudadano?

Efectos del alza se verían en un período de 10 meses. Líneas de crédito comercial encarecerían y los créditos de consumo asumen más tarde el choque.

Junta Banco de la República

La Junta del Banco de la República subió su tasa de intervención a 6,25 % en la reunión de febrero.

Archivo Particular

Finanzas
POR:
Portafolio
febrero 19 de 2016 - 07:09 p.m.
2016-02-19

La Junta directiva del Banco de la República decidió este viernes subir 25 puntos básicos su tasa de intervención y dejarla en 6,25 por ciento.

Las razones del Emisor tienen que ver básicamente con el impacto que el clima y la devaluación tienen sobre los precios.
    
"En síntesis -dice el Emisor- incrementos mayores que los esperados en los precios de los alimentos y aumentos adicionales de la tasa de cambio, relacionados en buena parte con la caída del precio del petróleo, siguen ejerciendo presiones al alza de la inflación. Las expectativas de inflación siguen altas y es previsible un traspaso adicional de la devaluación del peso a los precios internos".

Por esa razón, la Junta Directiva decidió continuar con la senda de incrementos de 25 pb en la tasa de interés de referencia y "estará particularmente atenta al comportamiento de la inflación y sus expectativas para garantizar la convergencia de la inflación a su meta en el año 2017".

Al mismo tiempo, el banco señala que los recortes anunciados de gasto público y el firme compromiso del Gobierno Nacional de presentar una reforma tributaria estructural este año, "contribuyen a reducir el déficit de cuenta corriente y las presiones inflacionarias".

Otra de las novedades de la reunión de este viernes fue que, buscando mitigar el impacto de una sobre-reacción de la tasa de cambio en las expectativas de inflación y contribuir a preservar las condiciones de liquidez del mercado cambiario, la Junta decidió modificar el porcentaje para la activación de la subasta de opciones de desacumulación de reservas internacionales y del ejercicio de estas de 5 % a 3 %. El resto de condiciones del mecanismo se mantiene inalterado.

¿CÓMO SE SIENTE ESTA SUBIDA DE TASA?

Una vez conocido el dato de que la Junta Directiva del Banco de la República sube su tasa de referencia 25 puntos básicos y la ubica en 6,25 por ciento, inmediatamente, el costo de fondeo entre los bancos se incrementa.

Bajo este panorama vale la pena señalar cómo esta decisión de política monetaria del Emisor se transmite al sector real afectando el bolsillo de los consumidores. Es necesario saber que, en primer lugar, la transmisión de los tipos de interés hacia los sectores no financieros se da por la relación entre los bancos privados y el Banrepública.

Esto significa que el Emisor, bajo una política monetaria contractiva, le cobrará una tasa de interés mayor a los bancos comerciales por prestarles dinero.

A su vez, la banca privada se ve en la obligación de transmitir esos costos mayores a sus clientes.

En este punto se habla del mecanismo de transmisión de la política monetaria. Este se refiere al proceso mediante el cual las acciones de política de un banco central, en este caso el Banco de la República, afectan el mercado de dinero.

Aunque existen opiniones divergentes, los expertos suelen coincidir que estos efectos pueden observarse en las tasas de interés de corto plazo, pero también logran alterar los tipos de más largo plazo -no es del todo predecible-.

Para Jalil Munir, jefe economista de Citibank para la región Andina, los efectos de la transmisión monetaria pueden registrar un impacto en el mercado de dinero en un período entre 5 y 10 meses. Sin embargo, la incorporación total del efecto se ve reflejada en períodos superiores a un año.

“Actualmente vemos que la transmisión se está dando rápido, a diferencia de lo que sucedió entre abril y septiembre de 2014, sobre todo en las tasas de captación, las cuales son los tipos de interés que las instituciones financieras reconocen a los depositantes por la captación de sus recursos”, explicó Munir.

Estas tasas se conocen también como tasas de interés pasivas porque son depósitos que constituyen una deuda de la entidad financiera con terceros. El Banrepública calcula y publica tasas de interés de captación de certificados de depósito a término (CDT) a diferentes plazos.

Por otra parte, las tasas de interés de colocación, que son las que aplican para los diferentes tipos de créditos y productos que otorgan los bancos a sus clientes, no están introduciendo el efecto de una forma acelerada.

Por eso Munir hace un llamado a mantener la calma para todos aquellos que poseen créditos a tasas fijas: “los créditos de vivienda, créditos de consumos, créditos comerciales, microcrédito, tarjetas de crédito y otros que hayan sido pactados a una tasa de interés fija no verán incrementos en el pago de intereses en sus extractos. Puede que los créditos de tesorería, ampliamente utilizados por las empresas para financiar operaciones estén subiendo su tasa de interés”.

Por su parte, Wilson Tovar, gerente de Investigaciones Económicas de Acciones y Valores, estima que en esta coyuntura las fiduciarias deben afrontar un desafío: cuando la tasa de interés aumenta, las inversiones nuevas se desvalorizan porque el valor presente es menor al valor futuro.

“Las personas que están pensionándose por estos días observarán un menor valor de los aportes en el extracto del fondo de pensiones. La desvalorización vía valor presente es un efecto contable que afecta a los que hoy se pensionan a diferencia de los que se pensionarán cuando la política monetaria sea expansiva”, puntualizó.

Tovar también considera que las líneas de crédito que se afectan en principio son las comerciales al aumentar el costo de la liquidez para las empresas.

En términos de activos, Felipe Campos, gerente de Investigaciones Económicas de la firma Alianza Valores, le comentó a Portafolio.co que muchos títulos de corto plazo registran desvalorizaciones cada vez que se publican los datos de inflación sin necesidad de esperar las decisiones de la Junta del Emisor.

Para este experto, el contenido informativo de la curva de rendimientos sobre las expectativas de inflación del público permite conocer las decisiones de los agentes y la valoración de activos que estos realizan. Además, ofrece información sobre la desvalorización de portafolios de inversión.

“El indicador bancario de referencia (IBR) sube en línea con la tasa de intervención. Este hecho resulta importante porque este tipo refleja el precio al que los bancos están dispuestos a ofrecer o a captar recursos en el mercado cambiario”, agregó Campos.