Barreras internas frenan el comercio exterior del país

La Encuesta Nacional Logística del DNP revela que trámites aduaneros, infraestructura y costos del transporte son los principales obstáculos de las empresas al exportar o importar productos.

Sacar un contenedor de un puerto hacia el interior del país está tardando siete días.

Archivo particular

Sacar un contenedor de un puerto hacia el interior del país está tardando siete días.

Finanzas
POR:
agosto 14 de 2015 - 02:09 a.m.
2015-08-14

Más de una decena de cuellos de botella en las operaciones del comercio exterior colombiano, impiden que los empresarios reactiven el intercambio comercial con el resto del mundo.

Así lo revelan los resultados de la Encuesta Nacional Logística realizada por Planeación Nacional. Buena parte de los problemas están concentrados en las aduanas y en el atraso en la infraestructura. Por esta razón, los costos logísticos de las compañías equivalen al 15 por ciento, cifra superior a la que registran otros países de la región.

Según Simón Gaviria Muñoz, director del Departamento Nacional de Planeación, los resultados mostraron que un 37 por ciento de los costos logísticos corresponden a transporte y distribución. Entretanto, otro 20 por ciento tiene que ver con almacenamiento y el 17 por ciento está asociado a las compras y al manejo de proveedores.

“La planeación y reposición de inventarios significa un 9 por ciento de los costos, el procesamiento de pedidos del cliente un 10 por ciento y la logística de reversa, un 7 por ciento”, contó Gaviria.

De acuerdo con el estudio, los empresarios consideran que los principales retos para mejorar la logística están asociados a infraestructura, altos costos de transporte, carreteras, puertos y aeropuertos insuficientes y falta de sistemas de información logística.

“Este grupo de desafíos representa el 70 por ciento de las dificultades para importar y exportar. Asimismo, en gestión aduanera (dice la encuesta) hay falta de talento humano y logístico”, aseguró Gaviria.

Los cuellos de botella se extienden a la persistente complejidad en los trámites nacionales e internacionales asociados a las operaciones del comercio exterior. Adicionalmente, la escasez de servicios logísticos es considerada otra barrera para las compañías que operan en el país.

En materia de normatividad aduanera, la encuesta reveló que el 67,7 por ciento de los entrevistados cree que el actual marco no brinda seguridad para las operaciones de comercio exterior. Entretanto, un 32 por ciento considera que sí hay garantías.

Por otra parte, el 37 por ciento de entrevistados aseguró contar con un operador logístico. Sin embargo, el 62,5 por ciento restante afirmó que no dispone de este servicio.

Lo anterior, según el jefe de Planeación Nacional, se ha reflejado en que las compañías del país registren bajos niveles de tercerización de la logística.

La posibilidad de tercerizar no está siendo utilizada y, por tanto, las empresas incurren en procesos costosos. “Por ejemplo, se echaron para atrás los procedimientos relacionados con almacenamiento”, dice Gaviria.

De la misma manera, muestra el documento, más empresas están asumiendo por su propia cuenta el transporte en lugar de dejarlo en las manos de empresas especializadas en logística. “Las grandes empresas tercerizan, mientras que las medianas y las pequeñas no lo hacen. Son las que más deberían hacerlo”, afirmó el funcionario.

Una de las consecuencias de que se frene la tercerización de procesos, resalta un aparte de la encuesta, es que la innovación y la especialización en el sector se pueden ver inhibidas

Javier Díaz Molina, presidente de la Asociación Nacional de Comercio Exterior (Analdex), reiteró que es motivo de preocupación que el país haya perdido ocho puestos en el Índice de Desempeño Logístico del Banco Mundial (ver recuadro).

“Estamos mirando barreras en materia de comercio exterior. La infraestructura está en el primer lugar. El otro asunto son las aduanas, donde se está trabajando en un nuevo Estatuto Aduanero. Queremos que este haga más fáciles las operaciones. Además, salir de un puerto nos está tomando siete días. El promedio mundial son dos días”, concluyó el dirigente gremial tras la presentación del informe.

IMPORTAR Y EXPORTAR ES COSTOSO EN COLOMBIA

Aunque Colombia es el mejor país de la región para hacer negocios, (está en el lugar 34 del mundo, según el escalafón Doing Business 2015 del Banco Mundial), los costos para exportar e importar continúan siendo más altos que los de las naciones vecinas.

Importar un contenedor, según datos del Banco Mundial, cuesta en Colombia US$2.470 y exportarlo, US$2.355. Entretanto, Brasil tiene cifras de US$2.322 para exportar e importar.

En contraste, exportar un contenedor en México vale US$1.500; en Perú, US$890 y en Chile, US$910.

Héctor Sandoval D.

hecsan@eltiempo.com