Blogs se visten con camisa y corbata

Desde que Jorn Barger inventó, en 1997, un término para llamar de alguna forma lo que hacía todos los días: publicar datos en Internet, los blogs comenzaron a ser reconocidos como los sitios Web personales, en donde la gente discurría parte de su tiempo libre. Hoy, según el buscador Technorati, en el planeta hay 50 millones de estos sitios.

POR:
agosto 31 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-08-31

El 39 por ciento de los contenidos que se publican están en inglés, lo que convierte este idioma en el más importante de la ‘blogosfera’. Le siguen el japonés, con un 31 por ciento, y el chino, con un 12 por ciento. El resto de idiomas no superan el 3 por ciento del total. Pese a ello, el español se sitúa como cuarto idioma de la ‘blogosfera’, con un 3 por ciento, por encima del francés, el alemán, el italiano o el ruso. Dado el rápido avance del uso de contenidos digitales, un blog puede ser también una herramienta de comunicación muy valiosa para las empresas con sus clientes. Casos de éxito han sido, por ejemplo, el uso de diarios para crear expectativa y buena difusión de giras de eventos. Así mismo, permiten capturar de manera más directa y ágil la retroalimentación de los clientes sobre productos y acciones de la empresa que les afectan, mejorando, de esta forma, la velocidad de reacción. La diferencia entre los blogs personales, según Juan Carlos Garcés, gerente de Mercadeo para Cono Norte de Intel, radica en la “inmediatez tanto para publicar como para recibir la información. “Así mismo, la informalidad y lo directo que este medio puede ser, permite una interacción mucho más profunda con los clientes, interesados y los mismos empleados. “Por último, la sensitividad de los contenidos que pueden tratarse en un blog interno, por ejemplo, es mayor que en otros medios”. Juan Manuel Avalos, coordinador de proyectos de vinculación de IBM con universidades en México, cuenta que “internamente, en IBM hay unos 2.800 blogs, que funcionan principalmente para que los integrantes de los equipos se comuniquen por cuestiones relativas a la resolución de problemas. “Los blogs son herramientas de colaboración donde los ejecutivos pueden compartir sus conocimientos y enfocar sus contenidos hacia los negocios”. Usos eficientes Dentro de las empresas, un blog puede servir como gestor de proyectos, como herramienta básica de comunicación entre los miembros de un equipo, similar a los ‘newsletters’, los tablones de anuncios o el mail corporativo. Puede aprovechar la ventaja de no ser intrusivo, y permite a cada empleado seleccionar o suscribirse a aquellos blogs internos que puedan serles de interés. Incluso, el personal podría ser capacitado en determinados temas, a través del blog de un experto. También, podría usarse como una forma de acercarse a los clientes, consumidores y otros miembros del ecosistema corporativo, aprovechando que los contenidos en los blogs se parecen mucho a la voz humana. Los expertos aconsejan que antes de empezar a escribir hay que analizar las necesidades de comunicación en cada caso y decidir lo que mejor ponga en contacto a la empresa con su mercado y audiencias clave. Tanto el enfoque interno como el externo aplican, y seguramente la mayoría de empresas tienen un enfoque mixto, es decir, algunos blogs públicos y otros dirigidos al interior de la compañía. Hay información relevante para ambos públicos y por ello, el blog puede ser un canal para comunicarla. Lo que sí es claro es que los contenidos para uso interno y externo son diferentes en profundidad, detalles, confidencialidad, etc. Entre las cinco cosas que nunca se deben hacer en un blog corporativo están: encargarle la actualización a una persona con mala ortografía; actualizar cada 15 días o, peor aún, no actualizar en meses; usar el blog para promocionar productos, pues los weblogs no son escaparates; no tener dominio propio, y publicar contenidos confidenciales de la empresa en sitio como Blogger y LiveJournal. ‘Blogoteca’ corporativa Luego de algunos despidos de bloggers por narrar sus ex periencias cotidianas de traba jo, como fue el caso de Mark Jen, en Google, las compañías ‘blogofóbicas’ terminaron comprendiendo que no pueden impedir a sus empleados escribir blogs. Actualmente, en la red hay un buen número de compañías que han empezado a perderle el miedo a los nuevos medios de publicación de contenido digital. El mejor ejemplo está en Scobleizer (scobleizer.wordpress.com), el blog de Robert Scoble, empleado y evangelista de Microsoft. Otros dos ejemplos empresariales están en el recién estrenado weblog de General Motors (fastlane.gmblogs.com), en SAP (www.sap.com/community/pub/blogs.epx), el tercer proveedor independiente de software del mundo. Hay otros que le apuestan a la sencillez, como BzzAgent (blog.bzzagent.com) o el de la agencia de comunicación KIU (www.kiu.es). IBM, por su parte, tiene más de 30 blogs de acceso público lanzados por IBMístas, alojados en el sitio developerWorks (www.ibm.com/developerWorks). Internamente, en IBM hay unos 2.800 blogs, que funcionan principalmente para que los integrantes de los diferentes equipos se comuniquen entre sí, por cuestiones que son relativas a la resolución de problemas. 75.000 Son los blogs que se crean cada día, y se estima que se publican cerca de 1,2 millones de posts, según un reporte de Technorati.

Siga bajando para encontrar más contenido