BRÚJULA

BRÚJULA

POR:
agosto 10 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-08-10

Más privatizaciones Aplaudimos la decisión del presidente Uribe y de su nuevo ministro de Minas y Energía, Hernán Martínez, de iniciar una nueva fase de privatizaciones en el sector eléctrico. El Gobierno tiene la sana intención de vender los activos de Corelca -por volumen, la quinta empresa generadora de energía del país- y las participaciones que todavía posee en las electrificadoras del Quindío y Caldas. De nuevo insistimos en que estas privatizaciones son benéficas para Colombia porque el Estado no debe hacer lo que los empresarios privados pueden hacer mejor, para poder concentrar así los dineros y la energía oficial en atender las necesidades prioritarias en materia de salud, educación y servicios públicos. Las autoridades anunciaron que los recursos que se consigan con dichas enajenaciones se invertirán en obras de infraestructura en la Costa Atlántica y el Eje Cafetero. Es una buena idea usar esos fondos para remediar en algo la crítica situación de atraso de la infraestructura nacional, pero no se puede ignorar que en el caso de Corelca esa empresa tiene una deuda multimillonaria con el Estado. Deuda que se acumuló por culpa de su mala gestión y de los repetidos saqueos de los políticos costeños. Por lo tanto, si no en su totalidad, al menos una buena porción de esa deuda -que se tiene con todos los colombianos- debería cancelarse, antes de beneficiar a unas regiones que permitieron la mala administración y la corrupción.

Siga bajando para encontrar más contenido