Brújula/Aguantando el aguacero

Finanzas
POR:
noviembre 05 de 2014 - 01:41 a.m.
2014-11-05

El dato entregado este martes por el Dane, según el cual las exportaciones en septiembre registraron un aumento del 4,9 por ciento, constituye un parte alentador en medio de un panorama complejo para el sector externo de Colombia. Y es que el resultado del mes va en contravía de lo que indican los precios de los principales productos que vende el país.

Como es bien sabido, las cotizaciones del petróleo muestran una inquietante tendencia descendente, algo que también le sucede al carbón y al oro, para mencionar tan solo tres de los principales cuatro renglones de venta.

Tan solo en el caso del café hay un panorama diferente, que se puede atribuir a razones coyunturales asociadas con el clima en Brasil y la intensidad de la plaga de la roya en América Central.

Aun así, diferentes capítulos sacaron la cara en el noveno mes del 2014, con lo cual lo que parecía ser una disminución irremediable se convirtió en un incremento bienvenido. Por ejemplo, el segmento de bienes agropecuarios alimentos y bebidas avanzó en más de 22 por ciento, mientras que el de hidrocarburos lo hizo en casi 3 por ciento.

Debido a esa dinámica, en el acumulado del año hay una ligera contracción del 1,9 por ciento que muestra que la fuerza del viento en contra se ha sentido, pero menos que en otras latitudes. De manera complementaria, hay acápites que van bien, como es el caso del banano, los azúcares de caña o los artículos de confitería.

Lo anterior no quiere decir que el tema esté solucionado. Simplemente, resulta destacable que en medio de un ambiente hostil, el comercio exterior se comporte relativamente bien. Y aunque este año seguramente mostrará una contracción frente al pasado, hay áreas que sacan la cara, con lo cual no se puede hablar de debacle, pues no la hay.

ricavi@portafolio.co
Twitter: @ravilapinto