Brújula / Zapatero está abonando el terreno

Brújula / Zapatero está abonando el terreno

POR:
marzo 23 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-23

Cada día que pasa, Alemania parece alejarse más de un posible salvavidas europeo para la economía griega, agobiada por una deuda cercana a los 300.000 millones de euros y con un déficit público que el año pasado cerró en 12,7 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) helénico.

La presión que ejercen los otros países del Viejo Continente no tienen efecto en la canciller Ángela Merkel, quien sigue cerrada a la banda en su negativa de adoptar un mecanismo europeo de ayuda financiera.

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, y quien funge como presidente de turno de la Unión Europea (UE), intentará comunicarse hoy con Merkel para tratar de convencerla de la necesidad de una solución mancomunada del bloque.

Ayer (martes) Zapatero se comunicó vía telefónica con el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, y con el primer ministro griego, Giorgos Papandreu, para analizar cuáles serían las acciones a tomar. Van Rompuy, incluso, sopesa la idea de convocar para mañana y el viernes a los líderes de los 16 países de la Eurozona en busca de una solución para el tortuoso presente de Grecia.

Zapatero está sacando muy buen provecho de esta crisis, ya que su liderazgo no sólo emana de sus responsabilidad como presidente de turno de la UE, sino más bien porque sabe que la economía de su país podría caer, más temprano que tarde, en una situación similar a la de Grecia.

No por nada España hace parte de los países PIGS (Portugal, Irlanda, Grecia y España), que son aquellos aquejados por grandes saldos en rojo en sus cuentas públicas. Así las cosas, la buena voluntad de Zapatero tiene un fin ulterior: dejar listo un mecanismo europeo de rescate que podría terminar siendo su propio tabla de salvación.

Mensajes al Director:

ricavi@portafolio.com.co

Siga bajando para encontrar más contenido