Caen negocios con TES

El aumento de las tasas de interés de los Títulos de Tesorería (TES) ocurrido en las últimas semanas y la baja de los volúmenes de negociación de esos papeles oficiales son el reflejo claro de que ese mercado atraviesa un periodo de vacas flacas.

POR:
julio 30 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-30

No se trata de una crisis como las ocurridas en el 2002 y el 2006, cuando el aumento de tasas de interés generó pérdidas muy altas para los portafolios de los inversionistas, pero sí es evidente que el mercado de deuda pública interna pasa hoy por un momento difícil, reflejado en la apatía de los agentes del sistema. Esa apatía se hace evidente en los menores volúmenes de negociación que hay en el mercado secundario, que pasaron de un promedio diario de 3,5 billones de pesos en el primer semestre del 2007 a 2,7 billones en el mismo periodo del 2008. Eso sin contar con que en el segundo semestre del año pasado ese promedio alcanzó a caer hasta 1,5 billones de pesos, según reportes de agentes del mercado. Los menores volúmenes de negocios se presentan porque varias intermediarios redujeron sustancialmente el número de transacción debido a dos factores fundamentales. Por una parte, los bancos se concentraron más en la asignación de crédito, dejando de lado operaciones de tesorería. Por otro lado, el aumento de las tasas de interés representa desvalorizaciones de los portafolios de los inversionistas, medidos a precios de mercado. Las firmas comisionistas de bolsa han sido las mayores damnificadas con las pérdidas, porque venían comprometiendo buena parte de su posición propia en ese tipo de inversiones. Para frenar las pérdidas, esas entidades redujeron los negocios en TES con recursos propios de manera sustancial. Por ejemplo, la firma Interbolsa -la más grande del mercado- pasó de manejar un billón de pesos de su posición en TES en el 2007 a solo 200.000 millones hoy, dice su presidente, Rodrigo Jaramillo. Señala que la volatilidad del mercado hace muy difícil generar utilidades y, por eso, es mejor buscar otras estrategias de negocio. La situación actual del mercado es muy distinta a la que se vivía en el 2004 y el 2005, cuando las altas rentabilidades eran la nota característica del sistema y las firmas comisionistas le daban una mayor profundidad al mercado, dicen los analistas. “En medio del aumento de tasas de interés, si los creadores de mercado tienen puntas en las pantallas sufren pérdidas y por eso se abstienen de ponerlas. Eso le quita dinamismo al mercado”, dice Francisco Chaves, analista del mercado de renta fija de la firma comisionista de bolsa Corredores Asociados. Señala que algunos creadores de mercado se han retirado de ese negocio porque, sencillamente, no les resulta rentable mantenerse en él. Los creadores son entidades a las que el Ministerio de Hacienda vende directamente los TES para que estos, a su vez, los coloquen en el mercado secundario. INFLACIÓN ASUSTA AL MERCADO El aumento de la inflación, combinado con el alza de tasas del Emisor, ha representado un enemigo muy grande para el mercado de títulos de deuda pública interna. Los mayores damnificados son los afiliados a los fondos de pensiones y cesantías, que han visto reducir el capital de su ahorro individual. Para este mes se espera un nuevo aumento de la inflación, según las expectativas de los analistas financieros. ANDRUI

Siga bajando para encontrar más contenido