Cambios estéticos ahora en cuento para los niños

Cada vez aumenta el número de madres estadounidenses que se someten a cirugías estéticas. Por ejemplo, la cirugía que más se practica es la de busto, que se llevó a cabo 348.000 veces durante el 2007.

POR:
mayo 06 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-05-06

Este fenómeno ha generado, a su vez, un tipo de problema en la familia, pues el cambio de imagen genera en los hijos algo de confusión. Esto es lo que piensa Michael Salzhauer, un cirujano plástico que, consciente del problema que viven muchas de sus pacientes y, coincidiendo con la celebración de el ‘Día de la Madre’, publicó un cuento con el que quiere preparar a los pequeños a la nueva apariencia de su progenitora. My Beautiful Mommy, de 20 páginas, se basa en las experiencias vividas por este especialista. “En su mayoría mujeres de más de 30 años, acuden a la clínica con sus hijos, sin haberles contado previamente qué es lo que está pasando”, explica Salzhauer. Normalmente, los niños asocian las consultas de los doctores con dolor y enfermedad, hasta el punto que, en más de una ocasión, este cirujano escucha preguntas como “¿Mi mamá está enferma?” o “¿Se va a morir mi madre?”. Para evitar estas situaciones, el autor recomienda que, unos días antes de la intervención quirúrgica, los niños lean –o les lean– el cuento que acaba de publicar. Pero ojo, advierte, no hay que confundir la ópera prima de Salzhauer con un cuento cualquiera del tipo La Cenicienta. Esta no es una de esas historias para antes de dormir. My Beautiful Mommy está elaborado, exclusivamente, como una herramienta de ayuda para que sus pacientes cuenten a sus hijos de una manera más comprensible los cambios físicos que va a experimentar su madre. “Es importante que ellas entiendan que la decisión de hacerse cirugía estética va a tener consecuencias en sus hijos y que tienen que prepararlos para que estas sean lo más leves posibles”, subrayó. El argumento de la historia inicia con la visita a una clínica en la que esperan un doctor y una dulce enfermera provista de galletas y golosinas. El cuento relata la historia de una mamá que se somete a una operación de nariz y de reducción de estómago. La niña protagonista, algo preocupada, acompaña a su madre en todo el proceso, y al final, al ver a su progenitora aún más bonita, termina, como los cuentos de verdad, diciendo: “Mami, tus ojos brillan como diamantes. Tú eres la mariposa más bella de todo el mundo”. Sin embargo, Salzhauer explica que el momento clave es cuando la operada regresa a casa llena de vendajes. Efe '' Hay que explicar que las heridas se curan pronto y que lo mejor es ayudar a que mamá se recupere rápido”.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido