Camilo Villegas, una temporada bajo el par El golfista colombiano termina el segundo año en el PGA Tour con 1,8 millones de dólares en ganancias. Es un jugador más maduro al que solo le falta ganar.

Camilo Villegas, una temporada bajo el par El golfista colombiano termina el segundo año en el PGA Tour con 1,8 millones de dólares en ganancias. Es un jugador más maduro al que solo le falta ganar.

POR:
octubre 22 de 2007 - 05:00 a.m.
2007-10-22

Camilo Villegas volvió a ser protagonista en el PGA Tour. Se mostró como un jugador más maduro cerebral y menos fogoso, aunque su deseo de triunfar y espíritu de lucha se mantuvieron como su sello personal. Así lo demuestran sus ganancias en la temporada, que llegaron a 1’866.961 dólares, hasta mediados de octubre, que lo ubicaron en la casilla 35 en la lista de dinero conseguido, habiendo participado en 24 torneos. Por su parte, Tiger Woods, el número uno del mundo, había conseguido 10’867.052 dólares en 16 torneos. Para Villegas esta temporada había comenzado floja. Pero mejoró en el ‘Honda Classic ’ donde empató en el primer lugar y tuvo que jugar un desempate con Mark Wilson, José Coceres y Boo Weekley, pero infortunadamente quedó segundo, lo cual le significó una bolsa de 410.666 dólares. Su segundo top 10 del año lo consiguió en el AT&T Classic , cuando terminó tres golpes detrás de Zach Johnson y Ryuji Imada. A esa altura del año mostraba progresos en la consistencia y su putt, una de sus debilidades, estaba funcionando bien. Los resultados positivos siguieron con un décimo lugar en el ‘Canadian Open ’. Lo confirmó en el ‘Deutsche Bank Championship ’ donde el primer día terminó encabezando la clasificación, con un excelente 63, ocho golpes abajo del par del campo. Los siguientes tres días cayó en la irregularidad, algo sobre lo cual tendrá que seguir trabajando. Terminó en la novena posición. El desafío en adelante era mantener el buen momento. La ‘FedExCup ’, una serie de torneos en la cual cada uno era eliminatorio para participar en el siguiente y que entregaba una bolsa de 10 millones de dólares al ganador, aparecía como la prueba de fuego para medir los progresos. Tuvo una actuación sobresaliente. Quedó séptimo en el ‘BMW Championship ’ y clasificó para jugar el ‘The Tour Championship ’, donde terminó noveno, que se constituyó en su tercer top 10 consecutivo y concluyó 24 en la FedExCup. “La temporada de Villegas fue muy buena. Pocos jugadores en su segundo año pueden conseguir lo que logró Camilo. Incluso, para Tigre Woods el segundo fue su peor año”, indicó Germán Calle jr. Pero una temporada positiva tenía que tener triunfos. Viajó a Japón, un circuito que a pesar de no hacer parte del PGA Tour es muy competitivo. Participó en el ‘Tokai Classic ’. Camilo desde el primer día demostró que quería ganar, siempre estuvo en los primeros lugares. Terminó primero, junto al local Toyokazu Fujishima y en el desempate se quedó con el título. Tal vez el punto más bajo de su temporada 2007 fue su desempeño en el Masters de Augusta, el torneo más importante del mundo. Había llegado con muchas expectativas, incluso jugó y analizó el campo con anterioridad. Pero la suerte le jugó una mala pasada; durante los primeros dos días el campo cambió mucho, los greens estuvieron más rápidos, lo cual dificultó su desempeño con el putt. No pasó el corte, traicionado también por la ansiedad de mostrarse en un evento que tenía concentrados los ojos del mundo. Lo cierto es que si se hace un corte de cuentas, Villegas pasó el corte en 17 de los 24 torneos en que participó y consiguió seis top 10. Hoy tiene asegurada su participación en los torneos más importantes el año entrante. “Camilo es en la actualidad un jugador más profesional, trabaja su parte psicológica con Gio Valente y en lo técnico con Budy Alexander , su coach de la universidad de la Florida. Solo le falta ganar un torneo en el PGA Tour, que pronto llegará”, agregó Calle. En lo que resta de la temporada participará en dos torneos de exhibición, uno de ellos invitado por el famoso golfista Greg Norman . Entre los objetivos para el año entrante está mantenerse entre los primeros y lograr lo más rápido posible las exenciones para los torneos grandes del 2009, que se consiguen ubicándose entre los 50 de la clasificación mundial. La temporada de Villegas fue muy buena. Pocos jugadores en su segundo año pueden conseguir lo que Camilo logró. Incluso para Tiger Woods el segundo año fue peor que el año en que debutó”, Germán Calle millones de dólares en 16 torneos jjugados había ganado hasta mediados de octubre Tiger Woods, el golfista número uno del mundo, sin contar lo que ganó en la FedExCup. 10,8

Siga bajando para encontrar más contenido