La capacidad para superar las dificultades

La capacidad para superar las dificultades

POR:
julio 11 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-07-11

Pasados ya diez días de la emotividad y la euforia producida por el rescate de los 15 secuestrados en manos de las Farc por parte del Ejército colombiano, de escuchar sus conmovedores testimonios, y de 'colarnos' en sus vidas a través del seguimiento -paso a paso- que han hecho los medios de comunicación de ellos en libertad, muchos comentan cómo hicieron estas personas para soportar tanto tiempo en la selva en condiciones tan infrahumanas, viviendo tantas humillaciones y situaciones difíciles. ¿Cómo resistieron? ¿Cómo conservaron las ganas de vivir? ¿Por qué no perdieron las ilusiones y las esperanzas?

Lo mismo se puede decir de otros liberados y de los fugados, y de todos aquellos quienes han vivido otras circunstancias traumáticas como sobrevivir a un terremoto o a un huracán. También de quienes han vivido desde una quiebra, un divorcio o la muerte de un familiar hasta el maltrato físico o sicológico, el abuso sexual o una complicada enfermedad.

Esa capacidad para superar situaciones difíciles, sin negar los momentos de tristeza, de aburrimiento, de desilusión, de desesperanza, de depresión, de desesperación o de dolor que se puedan vivir se llama resiliencia.

La sicología la como la capacidad de una persona o grupo para seguir proyectándose en el futuro a pesar de acontecimientos desestabilizadores, de condiciones de vida difíciles y de traumas a veces graves.

Según la Asociación Americana de Sicología, hay investigaciones que demuestran que la resiliencia es ordinaria y no extraordinaria, de ahí que todos puedan reaccionar positivamente ante las dificulatades, pero a unos les puede costar más trabajo que a otros, y hasta requerir ayuda profesional. Sin embargo, hay factores que favorecen o potencializan esta capacidad.

Según la sicóloga Carmen Consuelo Isaza, hay unos personales y otros sicosociales. "Contar con vínculo afectivo es importante, llámese padres, hijos, familia, amigos, maestro. También es importante el sentido del humor, el ser optimista y el desarrollo intelectual, entre otros", afirma.

La educación, el entorno cultrual, la estructura social y política a su alrededor también favorecen la resiliencia.

Sin embargo, aún teniendo todos estos factores a favor, la capacidad de sobreponerse también depende de las circunstancias. "No es lo mismo si enfrentas un problema y tu mamá recién ha muerto, por ejemplo. Te puede coger baja de defensas", comenta la especialista.

Al escuchar los testimonios de los civiles, soldados y policías recientemente liberados resaltan tres factores fundamentales para no dejar que las circunstancias diezmaran su dignidad: su familia, la fe religiosa y el sentido de pertenencia a una institución.

"No se trata solo de estar vinculado a una insitución, grupo o club, sino de sentir que se pertenece a algo, que son apoyados, que hay reconocimiento y son estimados por esas otras personas. Cuando hay adecuados vínculos emocionales, esto permite que la persona, pese a las circunstancias y a lo que le digan los delincuentes, ya sean secuestradores o un abusador, por ejemplo, no logren resquebrajar la confianza en sí mismo y en sus vínculos con el fin de llevarlos a la depresión y a un mayor grado de vulnerabilidad", comenta una sicóloga del Grupo Gaula del Ejército.

Para asegurarse de que en un momento de dificultad se tenga la capacidad de sopreponerse es mejor crear las condiciones favorables desde la crianza.

Según las especialistas, es importante promover el amor a sí mismo desde niño, dar la oportunidad de un desarrollo acorde con su edad, mucho cariño pero con exigencia, normas y libertades con límites, promoción de las capacidades y valores, desarrollar destrezas de comunicación y solución de problemas, y la capacidad para manejar sentimientos e impulsos fuertes.

Siga bajando para encontrar más contenido