Cartera vencida crece menos, pero pesa más

A junio, el saldo en mora subió a un ritmo 10 veces superior que el crédito, y es casi el 5% del total. Esperan mejora al cierre del año.

Corporación del BM entra a negocios de cartera vencida

Archivo/portafolio.co

POR:
Portafolio
agosto 22 de 2018 - 10:41 p.m.
2018-08-22

En el primer semestre, el crédito otorgado por el sector financiero subió, pero todavía no muestra recuperación. En ese mismo escenario, la morosidad se ha enfriado frente al 2017, pero sus niveles de crecimiento siguen altos, y por eso pesa cada vez más.

(Lea: Cartera total de entidades de crédito aumentó 2,8% a marzo). 

Datos revelados por la Superintendencia Financiera señalan que, al cierre de junio, la cartera de crédito del sistema llegó a $449,3 billones, lo que representa un aumento real de 1,89%.

A ese mismo corte, los saldos en mora aumentaron 18,1% real, y ya superaron los $22,2 billones, lo que quiere decir que, por cada $100 prestados hay $4,94 ‘colgados’. Hace un año, los préstamos vencidos representaban el 4,26%.

Al ver en detalle lo que ha pasado en cada modalidad, la historia no es diferente a la del año pasado, toda vez que, tanto la lentitud como el deterioro de la cartera tiene que ver con los préstamos comerciales.

Este segmento, que representa el 54 por ciento del total, registró una disminución de 1,35 % (real), y se ubicó en $243,2 billones. Aquí, la morosidad aumentó 30 %, y asciende a más de $11 billones, que son el 4,74% del total.

Como se recuerda, en el último año un grupo de empresas en sectores como energía, construcción, transporte masivo, entre otros, tuvieron problemas de pagos que dispararon la morosidad.

Pero la menor dinámica obedece además a una moderación en los desembolsos. Según la Superfinanciera, solo en junio se entregaron $11,4 billones, $3,5 billones menos que en mayo, “explicado por el menor monto colocado en las líneas de crédito preferencial, ordinario y tarjeta de crédito de personas jurídicas”.

(Bancos ven con cautela el crecimiento de la cartera vencida). 

Sin embargo, se espera un mejor cierre de año. La Asociación Bancaria confía en que, “la mejor dinámica de la demanda interna, la recuperación de los canales de inversión y una mayor ejecución de proyectos que se vieron aplazados en el primer semestre (incluidos algunos de 4G), permitirán que la cartera comercial y la total recuperen su dinamismo y se reduzca la morosidad en lo que resta del año y en la primera parte de 2019”.

En cuanto a los préstamos de consumo, a junio sumaron $128 billones, 5% más que hace un año. En una proporción similar aumentó la cartera vencida, que se mantuvo en $7,6 billones, casi el 6% del total. Para este segmento, Asobancaria dice que vendrá un mejor desempeño impulsado por “la recuperación de la confianza y las expectativas de los hogares, la política monetaria expansiva, sumada a las menores presiones inflacionarias”, con lo cual espera un crecimiento de 6,4% real en 2018.

Pero el más dinámico es el crédito hipotecario, que a junio completaba un crecimiento real anual de 8,9 %, a $65 billones. No obstante, la morosidad creció 20 por ciento en el último año y ya pesa el 3,2 por ciento del total.

Teniendo en cuenta que este sector se ve afectado por la desaceleración de la construcción, y según Asobancaria, “aun cuando la recuperación del subsector de edificaciones tarde más a lo esperado, estimamos que la cartera de vivienda en 2018 se expandiría a un ritmo cercano a 6,2%”.

Mientras tanto, el microcrédito va creciendo 2,1% y va en $12,3 billones, y la proyección es que aumente el ritmo hasta 4,3% en el acumulado del 2018.

CONVENCIÓN BANCARIA 

Este jueves inicia en Cartagena de Indias la 53° Convención Bancaria. El evento será instalado por Juan Carlos Mora, presidente de Bancolombia y de la junta directiva de Asobancaria; el superintendente Financiero, Jorge Castaño; y el ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Carrasquilla Barrera.

Algunos de los temas de la agenda son el panorama económico para Colombia y la región, así como temas claves para el negocio bancario como las los desafíos frente a las ‘fintech’ (plataformas tecnológicas que ofrecen servicios financieros), la aplicación de Basilea IV, la reducción del efectivo y la educación financiera, entre otros.

Siga bajando para encontrar más contenido