Centroamérica sí tendrá negociación

El lanzamiento de negociaciones para un acuerdo comercial entre la Unión Europea (UE) y Centroamérica será el anuncio estrella de la IV cumbre eurolatinoamericana, mientras la región andina quedará de momento relegada y Mercosur espera el fin de la ronda de Doha para ampliar su comercio con la Unión.(VER GRAFICO)

POR:
mayo 12 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-05-12

La apertura de tratativas para un Tratado de Libre Comercio (TLC) entre la UE y Centroamérica (Nicaragua, Guatemala, El Salvador, Honduras, Panamá y Costa Rica) será la única decisión concreta de esta cumbre. Los líderes de los 25 países de la UE y los centroamericanos tomarán hoy en Viena “una decisión política” al respecto, y posteriormente se decidirá la fecha de la apertura de las negociaciones explicó un alto responsable europeo en Viena a un día de la cumbre. Altos funcionarios europeos y de los países del istmo se reunieron este miércoles y volverán a hacerlo el jueves por la mañana en Viena para ultimar el texto de la declaración de la cumbre que anunciará esta decisión, debate que “va por el buen camino”, confirmó el funcionario. El TLC entre la UE y Centroamérica formará parte de un acuerdo de asociación cuyos capítulos político y de cooperación se firmaron en el 2003. Para los países centroamericanos esta decisión será un éxito, para el que se han preparado durante varios años, pues la UE quería que la región estuviera más integrada a todos los niveles. Los centroamericanos han vivido este proceso junto con la Comunidad Andina de Naciones (CAN), que sin embargo no tendrá la misma suerte. La UE “es la única comprometida a ayudar a la región” en el proceso de integración, en contraposición con Estados Unidos, que negocia acuerdos comerciales país por país a falta de avances en el Alca, recordaron el miércoles el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y el canciller austriaco, Wolfgang Schüssel, cuyo país preside actualmente la UE, en un artículo en el diario español El País. Por su parte, los líderes de la UE y del Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay) se limitarán a confirmar que están “dispuestos a avanzar” en las negociaciones para un TLC que comenzaron hace ya más de seis años, en 1999, según el funcionario de la Comisión Europea. De todas maneras, sólo las concluirán cuando termine la negociación de la Organización Mundial del Comercio (OMC) para liberalizar las intercambios mundiales. Sin embargo, los contactos entre los bloques continúan después de un nuevo intercambio de ofertas realizadas en abril, añadió. En octubre de 2004, plazo para concluir el tratado comercial, las partes decidieron no firmar un acuerdo ‘débil’ y esperar a que termine la ronda de la OMC. Desde entonces sus ministros sólo se han reunido en septiembre de 2005. Sin embargo, estos avances no han sido contundentes. Afp. 4 Cumbres han realizado desde 1999 hasta 2006 los países de la UE con los de América Latina. "La UE es la única comprometida a ayudar a la región en el proceso de integración, en contraposición con Estados Unidos, que negocia acuerdos comerciales país por país a falta de un Alca. SIGUE DISCUSION DE BRASIL Y BOLIVIA El canciller de Brasil, Celso Amorim, afirmó ayer que le causaban extrañeza las declaraciones del presidente de Bolivia, Evo Morales, quien dijo en Viena que la petrolera estatal Petrobras actuó ilegalmente en el país andino. “Prefiero creer que él no estuviera refiriéndose a Petrobras. Pero evidentemente, si por casualidad esa afirmación se refiere a Petrobras ella no tiene ningún fundamento", dijo Amorim, citado por la estatal "Agencia Brasil" de noticias. Amorim habló sobre el asunto con periodistas brasileños en Viena, donde el canciller asiste junto con el presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva. El jefe de la diplomacia brasileña advirtió de que la reacción de Brasil puede tornarse en ‘indignación’, en caso de que Bolivia mantenga las acusaciones. El tema de la nacionalización de hidrocarburos acaparó ayer la atención de los asistentes a la cumbre. COMIENZAN LAS REUNIONES PRESIDENCIALES ENTRE AMERICA LATINA Y PAISES DE LA UE 1999. I Cumbre de jefes de Estado y Gobierno UE-Latinoamérica-Caribe, el 28 junio en Río de Janeiro, en la que se crea una Asociación Estratégica Birregional. Se aprueban mandatos de negociación de Acuerdos de Libre Comercio con Mercosur y Chile. 23 marzo 2000.- Firma del Acuerdo Global con México, que entra en vigor en octubre siguiente. 23 junio 2000. La UE y 77 países ACP firman en Cotonú (Benín) el nuevo Acuerdo de Cooperación, en vigor desde abril del 2003 14 diciembre 2000. Cuba se convierte en el primer país ACP que no pertenece al Acuerdo de Cotonú, tras ser admitida como miembro de pleno derecho. 6 diciembre 2001. La UE aprueba el programa de cooperación electrónica “Alianza para la sociedad de la información”, puesto en marcha en abril siguiente en Sevilla (España). 26 abril 2002. Reunión Ministerial UE-Latinoamérica Latina y Caribe en Sevilla. Se aprueba el Acuerdo Global UE-Chile. 17-18 de mayo 2002. II Cumbre euro-latinoamericana, en Madrid. Se abre a la Comunidad Andina de Naciones (CAN) y Centroamérica (Sica) la perspectiva de negociar acuerdos de asociación. Entre los logros, la firma del acuerdo de asociación UE-Chile, los programas Alban de becas para postgrado y Alis sobre nuevas tecnologías. 26 junio 2002. La UE adopta una estrategia de cooperación con Centroamérica, con ayudas de 444,5 millones de euros en 2002-2006. 15 diciembre 2003. Firma en Roma de acuerdos de Diálogo Político y Cooperación con Centroamérica y la CAN, aprobado por el PE en marzo siguiente. 28 mayo 2004. Tercera cumbre UE-LAC en Guadalajara (México), la primera con la UE ampliada a Veinticinco. Comienzan las negociaciones de un Acuerdo de Colaboración económica con quince países caribeños. Diciembre 2005.- Aprobación del SPG Plus (SPG+), que permitirá a andinos y centroamericanos exportar a la UE 7.200 productos sin aranceles hasta el 2008. Abril 2006.- Venezuela anuncia su intención de abandonar la CAN. Mayo 2006.- IV Cumbre UE-LAC en Viena. Efe. Presidentes “sudaron” la camiseta Vestidos de corto, sudando la camiseta y cambiando la moqueta de los edificios oficiales por la pista deportiva, el presidente peruano, Alejandro Toledo, y jefes de gobierno europeos disputaron ayer un partido de fútbol sala a favor de los niños de la calle de Rumania y Bulgaria. Sobre el terreno de juego se enfrentaron dos equipos pero sonó un sólo himno, el europeo, y los contendientes se dividieron entre un equipo, el de la Comisión Europea, capitaneado por el presidente de la comisión, José Durao Barroso, y otro de los jefes de Gobierno, liderado por el canciller federal austríaco, Wolfgang Schüssel, cuyo país preside la Unión Europea. El partido finalizó con un empate a siete goles y la victoria se dirimió desde el punto de penaltis del lado de Schüssel, aunque para enjuiciar la calidad del juego baste el análisis clínico de Josef Hickersberger, el seleccionador austríaco de fútbol: “el mejor jugador del partido fue el árbitro”. Este capítulo de “diplomacia del balón” se celebró por iniciativa de Schüssel, y se saldó sin lesiones salvo un susto dado por una aparatosa caída de Barroso y un gol celebrado con cierta saña por Ivo Sanader, el primer ministro croata, que aterrizo sobre las redes de la portería. En el pabellón a las afueras de Viena hubo emoción, dos remontadas sucesivas y un gol de empate en el último suspiro ante los 500 espectadores, entre ellos varias decenas de periodistas trashumantes traídos desde el centro de prensa de la IV Cumbre UE-América Latina y el Caribe. Toledo, a pesar de su liviandad entre tanto el jefe de gobierno de Europa del este de dimensiones titánicas, logró marcar dos goles para el equipo de la Comisión europea y desveló un sexto sentido de depredador del área atento a los balones rechazados. Efe.

Siga bajando para encontrar más contenido