Cerca de 166.000 trabajadores independientes habrían ocultado ingresos por $1,6 billones en el 2008 | Finanzas | Economía | Portafolio

Cerca de 166.000 trabajadores independientes habrían ocultado ingresos por $1,6 billones en el 2008

Evaden aportes totales a salud. Con esto, se han generado millonarias pérdidas por quienes hacen aportes por debajo de su ingreso real. Con nueva norma buscan identificarlos.

POR:
abril 21 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-04-21

Por este hecho, el sistema de salud habría dejado de recibir 459.000 millones de pesos en aportes o cotizaciones. Se estima que más de un millón de trabajadores independientes cotizan al sistema de salud. Esa es la cuenta que hacen los ministerios de la Protección Social y Hacienda sobre la evasión y elusión de aportes de quienes teniendo capacidad de pago cotizan por debajo de lo que realmente les toca o, simplemente, no cumplen ninguna de sus obligaciones con la seguridad social.

Por ello, en el proyecto de ley tendiente a aumentar los recaudos para la salud, ante la caída del decreto de Emergencia Social, el grupo de los trabajadores independientes está en la mira de las autoridades que, con la iniciativa buscan taponar esa vena rota en las finanzas del sistema de salud.

Algunas personas con capacidad de pago, según la exposición de motivos, se afilian en calidad de beneficiarios de un cotizante o se inscriben al régimen subsidiado de salud.

Las cifras más recientes en poder de las autoridades señalan que, en el 2008, 22.119 declarantes de renta estaban inscritos en el régimen subsidiado; de ellos, 5.261 reportó ingresos anuales netos superiores a 92 millones de pesos (más de 7,6 millones mensuales) y que 3.097 declararon patrimonios líquidos mayores a 230 millones de pesos.

Lo anterior significa que por su afiliación a los servicios de salud gratuitos esas 22.119 personas le originaron al sistema un costo de 5.360 millones y dejaron de aportarle 167.632 millones de pesos. Si a esta cifra se le suma a los 459.000 millones de los trabajadores independientes, a la salud no le ingresaron 661.000 millones de pesos.

Con el ánimo de traer esos millonarios recursos al sistema de salud, cuyo insuficiente financiamiento dio origen a la declaratoria de la Emergencia Social, el proyecto de ley contempla que en los contratos de prestación de servicios con trabajadores independientes, el contratante tendrá que verificar la afiliación y pagos de los aportes a la seguridad social, al tiempo que se diseñará un mecanismo de retención de dichos aportes.

Con el fin de controlar la evasión y elusión de los aportes parafiscales, se prevé el envío de reporte por parte de los operadores públicos y privados de bancos de información o bases de datos a la Unidad Especial de Gestión Pensional y Contribuciones Parafiscales de la Protección Social.

Para frenar la erosión de la base de cotización generada en el pacto de remuneraciones que no se computan como salarios y sobre las cuales no se cotiza al sistema, dichos pagos (bonos para gasolina, mercado, útiles escolares) tendrán un límite de 40 por ciento del total de la remuneración.

Control a operadores de Pila

Las entidades que actúen como operadores de información de la Planilla Integrada de Liquidación de Aportes (Pila) serán vigiladas y controladas por organismos estatales, bajo dos criterios básicos: uniformidad e igualdad. El proyecto de ley propone como referencia para dicho control los desarrollos que en este tema ha realizado la Superintendencia Financiera respecto a los operadores bajo su vigilancia.
Siga bajando para encontrar más contenido