Más cerca de la responsabilidad

El sector del BPO y contact centers está abriendo espacios laborales a poblaciones vulnerables.

Las personas con discapacidad son un recurso valioso para los contact centers.

Archivo Portafolioco

Las personas con discapacidad son un recurso valioso para los contact centers.

POR:
mayo 22 de 2014 - 04:31 a.m.
2014-05-22

Las iniciativas para abrir oportunidades laborales a personas en condiciones de vulnerabilidad, ya sea por factores étnicos o relacionados con la violencia, se ha convertido en política gubernamental y empresarial, y un impacto grande se presenta en el sector de los contact centers.

“En el 2012, se pusieron de acuerdo el Instituto para la Economía Social (IPES), el Programa de Transformación Productiva, del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, y la Asociación Colombiana de Contact Centers y BPO para un proyecto que cubría a 655 hombres y mujeres, y desplazados por la violencia, con el fin de impactar a afrodescendientes e indígenas, básicamente de la capital del país, porque es aquí en donde se cuenta con el apoyo y el respaldo del Gobierno local”, dice la Asociación Colombiana de Contact Centers y BPO (ACDECC).

El proyecto empezó a marchar a principios del 2013. “El año pasado se hizo una ampliación del convenio en 150 personas más. En este momento, y como parte de los compromisos del sector privado, los beneficiados han sido vinculados como aprendices dentro de las compañías, reciben patrocinio desde el momento en que inician su formación técnica y son incorporados luego del proceso de aprendizaje. Así, al menos 50% de los egresados hacen parte laboralmente del sector”, explican en la Asociación.

IMPACTO REAL PARA EL PAÍS

En América Latina y el Caribe, aproximadamente, el 12% de la población vive con algún tipo de discapacidad; eso es cerca de 66 millones de personas.

Además, entre el 80 y 90% de ellas no se encuentra integrado a la fuerza laboral; y el porcentaje que consigue ubicarse, recibe salarios muy bajos o ninguna compensación monetaria. De ahí que este tipo de programas tenga gran importancia en lo social, lo humano y lo económico.

“En lo relacionado con nuestros asociados, este es un programa de libre y voluntario acogimiento, y actualmente hay 13 empresas que lo desarrollan, todas establecidas en Bogotá”, afirma la ACDECC.

Para Pilar Patiño, gerente de gestión humana de Contact Center Américas S.A., esta inclusión laboral se constituye en uno de los pilares de impacto social de la compañía. “Además, es un compromiso con el país, pues ofrecemos nuevas oportunidades laborales a personas en condición vulnerable o menos favorecida, permitiendo su reintegración a la sociedad, recuperando su productividad y modificando su rol dentro del entorno familiar y social”, agrega la gerente.

BENEFICIOS MUTUOS

Sin duda, para las personas pertenecientes a poblaciones vulnerables o en condición de discapacidad, contar con capacitación y una oportunidad laboral es de gran beneficio para sus familias, al contar con pago salarial acorde con la Ley, además de la posibilidad de crecer y proyectarse en el mundo laboral.

Miguel José López, gerente general de Ventas y Servicios S.A., comenta que para esta empresa “es sumamente importante este tipo de incorporación, porque hemos venido creciendo a tasas por encima del 25%, lo que hace que necesitemos siempre personal competente; y dándoles oportunidad a estas personas en nuestros procesos de entrenamiento, logramos mayor cobertura de las vacantes”.

Siga bajando para encontrar más contenido