Christine Lagarde y su lucha por la igualdad de género

La directora del FMI dijo que este organismo presionará más a los países para que entreguen estadísticas sobre la inclusión de la mujer en el mercado laboral, estancada durante las últimas dos décadas en economías desarrolladas y emergentes.

Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional.

Efe

Christine Lagarde, directora del Fondo Monetario Internacional.

POR:
septiembre 23 de 2013 - 09:27 p.m.
2013-09-23

La inclusión de la mujer en el mercado laboral es un tema que Lagarde siempre menciona en las reuniones con funcionarios gubernamentales. “Realmente vamos a alentar a los países para que proporcionen reportes sobre asuntos de género”, le dijo Lagarde a Bloomberg, y añadió que el FMI no puede hacer que esta medida sea obligatoria. “Enfocarse en la otra mitad de la humanidad no le hace daño ni al crecimiento ni al desarrollo económico, todo lo contrario”, afirmó.

La fuerza laboral femenina ha estado estancada alrededor del 50 por ciento en las últimas dos décadas en países que también se caracterizan por salarios más bajos y acceso limitado a altos cargos para las mujeres, de acuerdo con un informe revelado el lunes por el FMI.

En Estados Unidos, por ejemplo, aproximadamente el 60 por ciento del aumento de empleo para las mujeres, desde el 2009 al 2012, fue en puestos en los que pagaban menos de 10,10 dólares la hora, comparado con un 20 por ciento para los hombres. Así lo muestra un estudio del National Women’s Law Center, que utilizó datos de la Oficina de estadísticas laborales.

IMPULSO AL CRECIMIENTO

De acuerdo con el FMI, hacer que más mujeres hagan parte de la fuerza de trabajo estimularía el crecimiento, tanto en economías desarrolladas como en vía de desarrollo. El reporte incluye medidas que pueden adoptar los países, que van desde créditos para las mujeres que tienen bajos ingresos hasta un mayor acceso al cuidado infantil.

La directora del fondo contó que una vez se salió de una entrevista de trabajo de una firma en París después de que le dijeron que ella nunca se convertiría en socia debido a su género. Ahora, como líder de una institución dominada por hombres, está experimentando los desafíos de equilibrar los puestos gerenciales.

Un reporte anual divulgado la semana pasada mostró que el porcentaje de mujeres en cargos gerenciales, cerca al 22 por ciento, se queda corto frente a la meta de entre 25 y 30 por ciento.

“Pueden ser difíciles de alcanzar, pero no me voy a rendir” dijo Lagarde acerca de dichas metas. “Las cuotas son un paso necesario dado el arduo trabajo que se debe realizar, pero no creo que sean la solución a largo plazo”, puntualizó.

Bloomberg

Siga bajando para encontrar más contenido