Empleo, clave para el bienestar de la infancia

La educación es vital para un desarrollo económico sostenible en la sociedad.

Archivo Portafolio.co

Empleo infantil

Archivo Portafolio.co

POR:
mayo 17 de 2011 - 06:56 p.m.
2011-05-17

 

Lograr que los niños, las niñas y los adolescentes puedan desarrollarse en ambientes estables económicamente y se eduquen de manera ininterrumpida es una meta importante para lograr la prosperidad.

Generar 4 millones de empleos de aquí al 2020 es una de las principales metas que el país debe trazarse para empezar a mejorar las condiciones de atención de la infancia y la adolescencia, impactadas por las crisis económicas de 1998 y 2008.  

“La tasa de desempleo abierto en el 2009 era de 40%  (personas que no tenían trabajo y lo estaban buscando)… El costo social más importante (de esta situación) fue la mayor oferta de trabajo infantil y juvenil y el incremento de la deserción escolar, lo que expone a las familias y sus generaciones a perpetuar el ciclo de la pobreza”.

Así lo plantea el estudio La crisis económica y la niñez, dirigido por el consultor Alfredo Sarmiento Gómez, y promovido por la Alianza por la Niñez Colombiana, red que integra a 19 organizaciones nacionales e internacionales que velan por el cumplimiento de los derechos de niñas y niños.

De acuerdo con el informe, los principales retos que debe afrontar el país para lograr una recuperación social sostenible y que garantice el cubrimiento de los derechos de la población infantil son: “erradicar la desnutrición, el hambre y la pobreza, asociadas al desempleo abierto y al empleo vulnerable; mejorar la capacidad de retención del sistema educativo y sus niveles de calidad; y lograr que la inversión en niñez se incremente y el gasto sea eficiente”.

Para esto es indispensable la generación de empleos estables que garanticen un ingreso fijo para las familias, lo cual influye directamente en la atención a la nutrición de niños, niñas y adolescentes, y también impulsa la continuidad de esta población en las aulas.

“Logrado esto, señala Sarmiento, el reto educativo tiene dos dimensiones para el desarrollo nacional: educación como instrumento de crecimiento económico porque aumenta la capacidad productiva del país, y como base de la innovación, que permitiría avanzar en el principio de una economía basada en el conocimiento”.

La meta se puede alcanzar siempre y cuando se planteen políticas a largo plazo, a las cuales se les garantice su desarrollo a través del tiempo sin atender a decisiones políticas, agrega el investigador. “Colombia debe entender que se acabaron las decisiones fáciles en materia social, pues no se pueden atender problemas coyunturales sin planes a largo plazo”, sostiene.

La Mesa de Economía de la Alianza por la Niñez Colombiana entregará este informe a congresistas, académicos y representantes de organizaciones no gubernamentales y gubernamentales interesados en la población infantil y adolescente. El encuentro será el próximo miércoles, 18 de mayo, en el Hotel La Opera, Calle 10 No. 5-72, La Candelaria, de 7:00 a 9:00 de la mañana. Cupo limitado.

Siga bajando para encontrar más contenido