Colombia, por el camino innovador

John Kao, gurú de innovación, afirma que hay una masa crítica conformada por agencias del Gobierno y empresas privadas que hablan de cómo involucrar el tema en la educación. Es algo que ningún país ha logrado descifrar totalmente.

La innovación es la nueva forma de medir la riqueza en los países.

Archivo particular

La innovación es la nueva forma de medir la riqueza en los países.

Finanzas
POR:
febrero 25 de 2015 - 04:50 a.m.
2015-02-25

Pese a que se considera afortunado por haber crecido en un entorno privilegiado, que le permitió formarse en diferentes disciplinas, el estadounidense John Kao asegura que “la suerte es creada y no un evento aleatorio, como un rayo que golpea las cabezas de unos pocos”.

Algunas de estas áreas fueron la música, la medicina, la filosofía y los negocios. De cada una, Kao -considerado un gurú de la innovación- tomó los elementos para escribir libros como ‘Improvisando: el arte y la disciplina de la creatividad y los negocios’ y ‘La nación de la innovación’, que le valieron apodos como ‘Señor Creatividad’.

Recientemente, Kao, hijo de inmigrantes chinos, estuvo en Colombia para promover Edgemakers, empresa con la que busca incluir en currículos, especialmente de universidades, materias que lleven a los estudiantes a explorar su creatividad y convertirse en motores de la innovación en el mundo.

¿Cuál es su definición de innovación?

Se utiliza muy a menudo de manera arbitraria. Si se tienen 10 expertos en innovación en un cuarto, posiblemente entre ellos haya 6 definiciones diferentes, lo cual es un problema en gobiernos o compañías, que la ven como un estado de ánimo, un eslogan, una calcomanía para el carro, una bandera o un algo abstracto. La innovación es una serie de capacidades con las que se puede aprender a través de la práctica y que permiten que cada quien tenga el futuro que desea.

¿Qué características tiene este concepto?

Debajo de la sombrilla de la innovación están la creatividad, que significa generar nuevas ideas; los procesos para hacer que esas ideas lleguen a un resultado valioso; el emprendimiento y la habilidad para contar historias y hacer negocios.

¿Colombia está en el camino correcto para tener un buen nivel de innovación?

Sí. Hay una masa crítica conformada por agencias del Gobierno y empresas privadas que hablan de cómo involucrar la innovación en la educación. Es algo que ningún país ha logrado descifrar totalmente, porque todos los países son diferentes. Pero Colombia está en el camino de hacerlo con inversiones y poniendo el tema en la agenda, vinculándolo con temas relevantes para el país, como la sostenibilidad y la diversificación de la economía.

¿Qué hace que Colombia sea tan especial para que usted quiera implementar Edgemakers?

Para cambiar hay que tener la motivación para hacerlo y Colombia está en un momento en el que también mira hacia el futuro y tiene una fuerte motivación por reinventar, reconstruir su nueva historia, crear nuevas fuentes para el ingreso económico y resolver conflictos históricos. Todo esto hace que el país sea un escenario emocionante. Colombia ha estado cambiando dramáticamente. Veo que el Gobierno ha decidido hacer que la innovación esté en el centro de la discusión y sus políticas, no solo con agencias como Colciencias, sino con perspectivas más amplias, para conectar la innovación con la tecnología de la información, la ciudadanía digital y otros esfuerzos. Colombia es una de las economías más grandes de Latinoamérica, por lo que es el mejor lugar para establecer nuestro cuartel general para el resto de la región.

¿Por qué es importante la innovación para los países?

Los países necesitan crecimiento económico y desarrollo social. Si siguen haciendo las cosas a la manera antigua no van a ser competitivos. Países como los escandinavos y China se han movido muy rápido en esa dirección. Han tenido agendas de innovación muy claras. Si se quiere ser competitivo y socialmente desarrollados, se necesita innovación en sentido práctico. La innovación es la nueva forma de medir la riqueza en los países.

Nicolás Bustamante