Colombia, lejos de ser una economía minera

El creciente liderazgo de los sectores de minas e hidrocarburos a la hora de medir el desempeño de la economía colombiana, no ha significado un incremento en el paso de estas actividades en el Producto Interno Bruto, lo que indica que el país está lejos de tener una economía minera.

POR:
enero 07 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-01-07

Al examinar la dinámica del grupo que el Dane denomina “explotación de minas y canteras” se evidencia un fuerte repunte de estas actividades en lo que tiene que ver con la inversión extranjera directa, el valor y las exportaciones. Sin embargo, la participación del sector en el Producto Interno Bruto, a junio del año pasado, es apenas levemente superior a la del 2000 e incluso por debajo de la de todo el 2008. En reciente entrevista con PORTAFOLIO, el presidente de la Asociación Nacional de Empresarios (Andi), Luis Carlos Villegas, indicó que los datos no indican que la economía colombiana se esté inclinando por la minería. “La participación de ese sector en el PIB era de 6,5 por ciento en el 2000 y a junio pasado dicha proporción llegó a 6,55 por ciento. Es decir, no ha habido modificación sustancial” El dirigente gremial considera que, hacia el futuro, el secreto de la diversidad de la economía colombiana, en medio del crecimiento, será la obligatoriedad del ahorro del sector público. Efectivamente, las estadísticas y proyecciones del Banco de la República indican que en la última década la participación del grupo de “explotación de minas y canteras” en el PIB, apenas creció 0,5 puntos porcentuales. Sin embargo, entre 2004 y 2007 se registró un repunte significativo en el peso de estas actividades en la economía. El nivel más alto se presentó en el 2008 con una participación del 7,54 por ciento del Producto Interno Bruto del país. El segundo nivel más alto se registró en el 2006 con 7,07 por ciento. Estas cifras sí muestran un crecimiento considerable, en comparación con los datos reportados a comienzos de la década. Al discriminar las actividades se observa que la participación del sector petrolero tuvo incluso un descenso en el PIB, al caer de 5,27 por ciento en el 2000 a 4,87 en el 2008 y 3,47 hasta junio del año pasado. Por el contrario, los rubros de carbón mineral y minerales metálicos y no metálicos presentaron crecimiento. Mientras en el 2000 el carbón pesaba apenas el 0,50 por ciento, el año pasado saltó a 1,82 por ciento. En minerales metálicos, se pasó de 0,39 por ciento a comienzos de la década a 0,80 por ciento a mediados del año pasado. En los no metálicos también hubo crecimiento al saltar de una participación del 0,33 por ciento hace diez años a 0,46 por ciento en junio del 2009. Al examinar las cifras respecto al valor, el crecimiento es aún más notorio. El sector en general (explotación de minas y canteras), pasa de 6.118 millones de dólares en el 2000 a 18.337 millones de dólares en el 2008. Este crecimiento se explica por el aumento de los precios internacionales de los combustibles y los minerales. edmtov@portafolio.com.co 6,55 por ciento fue la parti- cipación de la explotación de minas y canteras en el PIB, a junio del 2009. Buen aporte al resultado del año pasadoEn el tercer trimestre del año pasado, el sector de minas y canteras tuvo un crecimiento de 8,8 por ciento, según el Dane. Se trata de la segunda actividad más dinámica después de la construcción. Según las cifras oficiales, la industria petrolera y minera contribuyó con un 0,4 por ciento al Producto Interno Bruto del periodo julio-septiembre del 2009, que registró una cifra de -0,2 por ciento. Esto significa que los hidrocarburos y las mineras impidieron que la caída de la economía fuera mayor.WILABR

Siga bajando para encontrar más contenido