Colombia recogería en 2009 su menor cosecha cafetera desde 2001; podrían mantenerse al alza cotizaciones

La cosecha cafetera para este año podría traer un sabor agridulce para el país. Por un lado, la cantidad de granos recogidos sería escasa, pero esto favorecería que el precio se mantenga alto.

POR:
mayo 27 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-05-27

Según un artículo de la agencia Bloomberg, que recoje declaraciones y cifras de la Asociación Nacional de Exportadores de Café de Colombia (Asoexport), el país, tercer proveedor del grano del mundo, podría levantar este año su menor cosecha desde hace 8 años, lo que sostendrá los precios después de que intensas lluvias azotaran las fincas cafeteras.

La producción podría caer por lo menos 4,3 por ciento a 11 millones de sacos, desde los 11,5 millones de sacos recogidos durante el año pasado, explicó Jorge Lozano, presidente de la asociación exportadora del grano, que representa a empresas que venden alrededor del 60 por ciento del producto en el exterior. Cada saco pesa 60 kilogramos (132 libras).

"Las cifras que vemos muestran una reducción sustancial", explicó Lozano en una entrevista en Bogotá. "Once millones de sacos sería un milagro", agregó.

Las exportaciones probablemente no superarán los 10 millones de sacos, afirmó Lozano.

Una producción menor en Colombia -el tercer productor mundial después de Brasil y Vietnam- contribuyó a provocar una escalada del 22 por ciento en los precios del café este año.

Los precios podrían subir conforme la demanda global supere la oferta este año, dijo Lozano.

Colombia no tiene reservas del grano y los inventarios internacionales "están muy bajos", agregó.

La Federación Nacional de Cafeteros de Colombia pronostica una producción de entre 10,5 millones y 11,5 millones de sacos para este año.

La producción en Colombia se desplomó un 61 por ciento a 345.000 sacos en abril con respecto a la producción del año anterior, debido sobre todo a las lluvias y a que los productores reemplazaron los cafetos viejos, explicó Lozano el 22 de mayo.

Problemas dobles

Las precipitaciones fueron más del doble de los niveles históricos promedio en varias regiones de Colombia durante el 2008 y en el primer trimestre del presente año, antes de ceder en abril, según el portal de Internet de la federación colombiana de cafeteros.

Las condiciones climatológicas han mejorado desde entonces, lo que junto con los menores precios de los fertilizantes mejorará las condiciones para los productores de café, aseveró Lozano.

Colombia producirá 12,25 millones de sacos desde octubre del año pasado hasta septiembre del presente año, según un pronóstico realizado por el Departamento de Agricultura de Estados Unidos.

Las exportaciones colombianas se desplomaron 40 por ciento en abril con respecto al año anterior a 550.000 sacos mientras una huelga de camioneros demoró los envíos a los puertos, de acuerdo con datos de la Federación.

El paro de transporte concluyó a comienzos de este mes, después de un tire y afloje entre el Gobierno Nacional y el sector camionero.
En el 2001, la producción fue de 10,9 millones de sacos y permaneció por encima de los 11 millones de sacos desde entonces, según el portal de la federación.

Ásí las cosas, la caída en la producción cafetera de Colombia terminaría una vez más por incrementar los precios del grano en los mercados internacionales.

El viernes pasado, en el mercado de Londres, se pagaban 222,05 centavos de dólar por libra. Ayer el precio trepó hasta los 223,12 centavos por libra. El anuncio de la menor cosecha podría aumentar aún más las cotizaciones del grano.

Siga bajando para encontrar más contenido