Comienza la liquidación del ISS

La fiduciaria estatal Fidugraria sería la entidad encargada de llevar adelante el proceso de la liquidación del Instituto de los Seguros Sociales, que el Presidente anunció de manera sorpresiva el pasado viernes.(VER GRAFICO)

POR:
agosto 28 de 2006 - 05:00 a.m.
2006-08-28

Aunque no se han dado los detalles de cómo se va a ejecutar esta liquidación, se estableció que será de características similares a los que se han adelantado con la Caja Agraria, Telecom e Inravisión. En ese orden de ideas, se estableció que para subsanar la ausencia del Seguro Social, el Gobierno está con la intención de crear una nueva EPS de carácter estatal, la cual tendrá la función de garantizar el aseguramiento público de la salud. El mismo Presidente Uribe confirmó el nacimiento de la nueva organización al afirmar que el Estado tiene la voluntad de tener un asegurador y prestador de los servicios de salud, y que el Seguro Social será sustituido por una nueva “entidad pública, viable y sostenible”. En principio, esta nueva EPS pública deberá asumir a los casi 3 millones de usuarios, muchos de ellos pacientes de tercera edad y de enfermedades de alto costo -como el VIH sida, el cáncer y la insuficiencia renal crónica-. Así mismo, las obligaciones pensionales y prestacionales de los jubilados y los trabajadores de la entidad serán asumidas plenamente por la Nación. Las alarmas de lo que sería el trágico desenlace del ISS empezaron a sonar a principios de este mes cuando el ministro de la Protección Social, Diego Palacio, reconoció el fracaso del proceso de reestructuración para salvar a la entidad que hace tres años adelantó este Gobierno. En ese entonces, un decreto presidencial decidió escindir del Seguro la prestación de los servicios de salud y creó siete empresas sociales del Estado (ESE) que se encargarían de prestar la asistencia a los afiliados de la EPS del ISS. El experimento colapso. La EPS del Seguro empezó a hacer ‘agua’, básicamente por la demora en el giro de algunos de los recursos del Fosyga y por la carga laboral -producto de la convención colectiva- y pensional que tenía a sus espaldas. Sobre ese punto, el viceministro de Salud, Eduardo Alvarado, manifestó recientemente que la gran dificultad de la EPS del ISS ha estado relacionada, entre otros factores, con los excesivos costos laborales producto de la convención colectiva y por la selección adversa de afiliados que implica asumir a un gran porcentaje de los pacientes de alto costo y de tercera edad. Actualmente, el ISS recibe del Fosyga 1,2 billones de pesos por Unidad de Pago por Capitación (UPC), de los cuales, 300 mil millones de pesos se destinan para cancelar las pensiones extralegales de jubilación -que hacen parte de la convención colectiva-, diferentes a las pensiones de vejez que paga el área de pensiones del Seguro. Este fenómeno hizo que, por ejemplo, a principio de agosto la entidad estatal se quedará sin recursos para terminar el año. Frente a ello, se empezaron a barajar diferentes salidas a la crisis del Instituto de los Seguros Sociales, entre las cuales se habló de privatización, reestructuración, nuevas escisiones e inclusive la fórmula de la liquidación definitiva, que fue la que, en últimas, tomó cuerpo. 3 millones de afiliados son los que tiene en la actualidad el Instituto de los Seguros Sociales. Un buen porcentaje de ellos son pacientes de alto costo y de tercera edad.

Siga bajando para encontrar más contenido