Comisión Europea aumenta condiciones a bancos nacionalizados

Impuso importantes condiciones a cambio de autorizar la nacionalización parcial del alemán Commerzbank y pretende examinar con lupa ayudas públicas al Hypo Real Estate y al británico Northern Rock.

POR:
mayo 07 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-05-07

A cambio de la ayuda estatal, Commerzbank, segundo banco de Alemania, deberá centrarse en actividades de base, como la banca personal y empresarial.

Reducirá sus actividades de banca de inversión e inmobiliaria comercial, con cesiones que representarán alrededor del "45 por ciento del total de su balance actual" evaluado en 1,1 billón de euros (1,5 billones de dólares), según Bruselas.

Su filial inmobiliaria, Eurohypo, que registró graves pérdidas, está en la lista de activos a vender, pero no sus negocios en Europa del Este, que la prensa alemana calificaba de 'amenazados'.

Bruselas también impuso la prohibición de comprar otros establecimientos financieros durante tres años, la renuncia al reparto de dividendos y el pago de intereses a los titulares de capital híbrido, y seguros sobre las tarifas que serán practicadas.

Con estas condiciones, Berlín obtiene luz verde para nacionalizar Commerzbank al 25 por ciento, a cambio de una inyección de capital de 10.000 millones de euros (US$13.415 millones) que se sumará a una primera ayuda de 8.000 millones (US$10.728 millones) otorgada a finales del 2008.

Las negociaciones fueron largas: duraron cuatro meses. Y "agotadoras", según reconoció el ministro alemán de Finanzas, Peer Steinbruck, quien criticó varias veces la lentitud y la falta de flexibilidad de Bruselas.

Por otra parte, Bruselas abrió ayer una investigación sobre las ayudas concedidas a otro banco alemán, Hypo Real Estate, por más de 85.000 millones de euros (US$113.980 millones).

La comisión decidió extender la investigación contra la británica Northern Rock, pues quiere examinar su escisión en un banco 'sano' que proseguirá con sus actividades comerciales y en una estructura para los préstamos hipotecarios dudosos, que sería liquidada.

Tres billones de euros, la ayuda

La UE cifró en abril las ayudas autorizadas para su sector bancario en 3 billones de euros (4 billones de dólares). Otros bancos europeos también están la mira, como el franco-belga Dexia, cuya operación del año pasado por parte de Francia, Bélgica y Luxemburgo, sigue siendo investigado.

Siga bajando para encontrar más contenido