Conozca el plan de choque para impulsar la economía del país

El Gobierno prevé que con estímulos a sectores como infraestructura educativa, industria, vías, turismo, minería, vivienda y regalías el PIB crecería 3,5 por ciento al cierre de este año.

El sector del agro está incluido en el Plan.

Archivo particular

El sector del agro está incluido en el Plan.

Finanzas
POR:
mayo 28 de 2015 - 10:33 p.m.
2015-05-28

Ante las señales de desaceleración que ha venido mostrando la economía en lo corrido del año, derivadas en gran parte del desplome de los precios del petróleo, el Gobierno anunció la puesta en marcha de un plan de choque que busca devolverle el crecimiento al país a través de estímulos para sectores como infraestructura educativa, industria, turismo, minería, vías, vivienda y regalías.

El presidente de la República, Juan Manuel Santos, dejó claro que el Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo (PIPE 2.0) le inyectará recursos importantes a la economía, al igual que se hizo en el año 2013.

“Estos suman $16,8 billones. Esto lo hacemos dentro de la política de responsabilidad fiscal. Eso no quiere decir que sacamos un cheque y lo giramos para endeudarnos”, señaló.

Santos agregó que el Plan es producto de una reingeniería para “mantener las finanzas públicas en buen estado” y afirmó que el Gobierno estima que con esta estrategia la economía crezca un 3,5 por ciento en el 2015. “El impacto en el empleo, como mínimo, es de 323.000 nuevos puestos de trabajo”.

Durante la presentación de la estrategia, el jefe de Estado explicó que con el PIPE 2.0 se construirán 31.000 aulas en 1.500 colegios, se ampliarán beneficios a proyectos de hidrocarburos, minas y energía y se extenderán por dos años las exenciones arancelarias para materias primas y bienes de capital que no se producen en Colombia (este último beneficio equivale a $1,4 billones).

Asimismo, el PIPE busca agilizar los procesos para girar regalías a las gobernaciones y alcaldías. Por esta vía, se espera invertir $5,5 billones en regiones derivados del ahorro en regalías.

Asimismo, el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas Santamaría, explicó que con el Pipe 2.0 se darán $4 billones de flujo de recursos a los entes territoriales, a través del desahorro de regalías y recursos del Fonpet (que es el ahorro de los municipios para el pago de pensiones).

Por otra parte, dijo Cárdenas, en el desarrollo de infraestructura vial se invertirán $4 billones que se destinarán al mejoramiento de la red vial nacional y secundaria. “El Gobierno ha buscado unos recursos tomando vigencias fiscales de 2015, 2016, 2017, 2018 y 2019 para impulsar un programa de obras públicas de 800 proyectos. Esto complementa las carreteras 4G”.

Otro de los anuncios es que el Gobierno impulsará un grupo élite anticontrabando, la agilización en la devolución de IVA para los empresarios y la puesta en marcha del estatuto aduanero para facilitar los trámites de comercio exterior. Por otra parte, Santos manifestó que para los innovadores se entregarán $69.000 millones en capital semilla y $900.000 millones en créditos para los industriales del país. 

“El arranque del Plan se da este año, pero la construcción de escuelas y de vías seguirá en estos cuatro años. La modalidad acá es hacer grandes convocatorias”, dijo el jefe de las finanzas públicas.

De acuerdo con un documento del Gobierno, el objetivo con el PIPE 2.0 es que al 2018 la economía esté creciendo al 4,3 por ciento y que la tasa de desempleo esté en niveles del 8 por ciento. Esto último significa crear 2 millones de empleos.

Otra de las metas del Plan, es que al 2018 las exportaciones no minero – energéticas (como bienes y servicios) lleguen a un volumen cercano a los US$30.000 millones y que la Inversión Extranjera Directa (IED) esté rondando los US$14.800 millones anuales.

EL PIPE REVIVIÓ EL SUBSIDIO A TASA DE INTERÉS PARA VIVIENDA 

El plan de choque Pipe 2.0 también revivió el subsidio a la tasa de interés para quienes no tienen vivienda y ganan hasta 8 salarios mínimos (5,1 millones de pesos).

La idea –según el ministro Luis Felipe Henao– es que puedan adquirir una casa o un apartamento con precios entre $87 millones y $215 millones. Para eso, precisamente, se destinarán 50.000 cupos nuevos.

Según el funcionario, la tasa bajará entre 2 y 3 puntos, lo que representa un ahorro de 25 y hasta 30 por ciento en el valor de la cuota, en promedio.

“Tenemos una clase media que ha crecido y que está pidiendo una política pública habitacional que los beneficie”, anotó el Ministro, quien recordó que esta figura ha funcionado bien.

El Gobierno también anunció novedades para el programa ‘Mi casa ya’, que impulsa la compra de vivienda con precios de $87 millones entre quienes ganan de 2 a 4 salarios mínimos. “Habrá otras 30.000 viviendas”, dijo Henao.

Los recursos para apoyar estos dos planes ascienden a $1,1 billones de pesos que, de paso, permitirán generar 139.748 empleos.

También se anunciaron inversiones por $1,92 billones para vivienda rural, con un aporte de 42.094 puestos de trabajo.