Construyen parque eólico 'Sierra de los Caracoles' en Uruguay en canje de la deuda externa con España

En total, 10 de los US$26 millones invertidos en la instalación de este parque público proceden del canje de deuda que Uruguay tenía con España, dijeron fuentes de UTE, la empresa estatal de energía.

POR:
mayo 27 de 2009 - 05:00 a.m.
2009-05-27

El presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez fue el encargado de encabezar la inauguración. A la presentación de la instalación eólica, compuesta de cinco molinos de la empresa española Vestas, también asistieron el ministro uruguayo de Industria y Energía, Daniel Martínez; la embajadora de España, Aurora Díaz-Rato, y el presidente de UTE, Beno Ruchansky, entre otras autoridades.

Díaz-Rato destacó "la solidaridad" como uno de los valores de este proyecto, "pues surge en un momento de crisis en Uruguay en el que el Gobierno de España decide hacer una condonación de la deuda que finalmente se transformó en este parque".

"Es un proyecto que apuesta por el futuro, donde tenemos una mayor potencialidad (en las relaciones con Uruguay)", aseveró la embajadora española, quien opinó que "compartir conocimiento y transferir tecnología es uno de los lazos que más une a los pueblos".

Por su parte, el ministro uruguayo de Industria y Energía se refirió a la inauguración del parque "Sierra de los Caracoles" como "un hecho histórico" que "abre las puertas a que haya otras granjas eólicas en base a inversiones privadas".

Martínez recalcó que Uruguay pretende contar con "300 megavatios de energía eólica para el años 2015", por lo que "se está realizando un mapa eólico del país para saber cuáles son los mejores lugares" para instalar los parques.

"Este año vamos a terminar siendo el país de toda América con mayor porcentaje de potencia instalada para generar energía eléctrica en base a la energía eólica y la biomasa", auguró el ministro.

El presidente de UTE anunció la intención de que "en los próximos diez meses" la granja "Sierra de los Caracoles" cuente con cinco molinos más, lo que supondría elevar su rendimiento a veinte megavatios de energía, el doble de su capacidad actual.

Ruchansky también se refirió a la "larga sequía" que padece Uruguay, pues hace "muchos meses" que las precipitaciones están por debajo de la media.

"Este tipo de inversiones pretenden evitar que pueda haber restricciones en el consumo (de energía) de la población", dijo Ruchansky, quien subrayó el objetivo de incorporar paulatinamente a este tipo de proyectos "tecnología y mano de obra nacional".

Siga bajando para encontrar más contenido