Cooperativas financieras desafían a la banca y estudian la creación de una red de oficinas

El proyecto estaría conformado por varias cooperativas, que atendería a los asociados bajo una misma plataforma tecnológica.

POR:
marzo 12 de 2010 - 05:00 a.m.
2010-03-12

El sector cooperativo financiero no quiere dejar pasar el cuarto de hora que está viviendo en materia de crédito y por ello alista el fortalecimiento de los beneficios a sus asociados, así como la incorporación de nuevas plataformas tecnológicas, con el fin de darle la pelea al sistema financiero tradicional por los clientes de las clases populares.

Hasta hace unos años la banca tradicional ni siquiera determinaba a las personas de zonas apartadas o de estratos bajos, porque 'no tenían el perfil de riesgo', pero con el auge de bancos especializados en microcrédito las cosas son a otro precio y este mercado se volvió atractivo. Las cooperativas son conscientes de que la competencia será fuerte y por ello se preparan para enfrentar nuevos desafíos.

Una de las primeras estrategias que ya se estudia es conformar una red de oficinas de atención que incorpore a las cooperativas financieras. De esta manera, varias entidades compartirían una misma plataforma tecnológica que les permitirá prestar un mejor servicio a sus asociados.

Alfredo Arana Velasco, gerente General Corporativo del Grupo Coomeva, dice que en su empresa "tenemos 90 oficinas, pero no es lo mismo decir que se cuenta con este número que unir a varias cooperativas y prestar servicios en 300 ó 400 sucursales. Estamos próximos a verlo por parte del sector y se viene conversando entre diferentes entidades para facilitar el acceso al servicio", señaló el directivo.

De otro lado, el sector afianzará su cercanía con la gente como principal atributo de su oferta. Pero no se trata de 'dar palmaditas en la espalda' sino de estructurar productos de desarrollo empresarial para los asociados, que hagan posible acceder a líneas de crédito para el fortalecimiento de sus empresas o para la creación de nuevas compañías.

Según la Confederación de Cooperativas de Colombia (Confecoop), el año pasado entraron más de 202.000 nuevos socios a las cooperativas.

Enormes oportunidades

Augusto Acosta, ex superintendente Financiero y quien realizó un estudio del cooperativismo financiero en países andinos, califica como enormes las oportunidades de crecer, porque en Colombia hay 1.900.000 asociados, número que no es despreciable teniendo en cuenta que en el país hay seis millones de créditos en todo el sector financiero.

Agrega que el sector tiene el gran reto de ser cada día más profesional en el manejo de los riesgos, trabajando en una mejor organización en cuanto a gobierno corporativo y en modelos de gestión, así como en la administración preventiva de los riesgos.

El año pasado la cartera total de las 203 cooperativas del país llegó a 7,2 billones de pesos, con un aumento de 12,28 por ciento. En la banca tradicional el aumento fue de 1,94 por ciento. Por eso, las autoridades de supervisión de la región andina quieren fortalecer la regulación a las cooperativas, para tener la tranquilidad que el dinero de los asociados estará bien manejado.

La bancarización debe ser responsable

Para Alfredo Arana, gerente General Corporativo del Grupo Coomeva, bancarizar con responsabilidad no es otra cosa que afianzar el enfoque de bienestar, porque "hay una conciencia muy grande de ser responsables, apoyando a la gente con créditos que potencien su desarrollo y no sólo por cumplir una meta de colocación, dando crédito a dos manos a fin de mes".

Según Augusto Acosta, ex superintendente Financiero, la bancarización con responsabilidad es muy relevante, porque muchos de los problemas que surgen, una vez que las personas logran su vinculación al sector financiero, están relacionados con el desconocimiento de cómo utilizar el sistema.

Siga bajando para encontrar más contenido