Tan solo 2,2% crecerá economía mundial en 2009, dice FMI luego de revisar la cifra

Eso significa una reducción de 0,3 por ciento del Producto Interno Bruto respecto al estimado que el Fondo Monetario Internacional (FMI) había proyectado en el informe de octubre.

POR:
noviembre 06 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-06

Las proyecciones de crecimiento global se han deteriorado durante el último mes, dadas la desaceleración de la economía y la reducción de la confianza de los consumidores.

El FMI explica que sus cálculos se basan en la situación y las políticas actuales, pero que el estimado podría variar si continúa generándose apoyo a los mercados financieros y se suministran estímulos fiscales y ayudas económicas.

Dice el informe que las economías en países avanzados se contraerán durante todo el 2009, mientras que en aquellas economías emergentes (como las de Brasil, Rusia y China) el crecimiento se frenará, pero aún así llegará a un 5 por ciento.

"La desaceleración de la economía mundial ocurre rápidamente", asegura el reporte, pues pasará de un crecimiento del 5 por ciento en el 2007 a tan solo el 3,7 por ciento este año.

Según el FMI, el del 2009 será el mayor bajón anual desde la Segunda Guerra Mundial y su magnitud será comparable a las crisis de 1975 y 1982.

La economía de Estados Unidos sufrirá, pues los hogares se afectarán debido a la depreciación de sus activos financieros y la finca raíz, y a una situación económica más apretada.

Por su parte, el crecimiento en el área dominada por el euro será fuertemente golpeado por las apretadas condiciones y por la pérdida de confianza en el sistema financiero.

En Japón, uno de sus pilares del crecimiento, las exportaciones, sufrirá reducciones.

En estos casos, los sectores más afectados son los exportadores de materias primas, dado que se espera que los precios de las materias primas caigan de forma dramática, lo que golpeará especialmente fuerte a aquellos países con problemas agudos de liquidez o crédito externo.

Países del Asia oriental, incluida China, cuentan con economías más robustas y con frecuencia se benefician de mejores términos comerciales para los decrecientes precios de los 'commodities' y llevan a cabo variaciones para flexibilizar sus políticas macroeconómicas.

Otra variable que afecta las proyecciones es el precio del barril de petróleo, que ha perdido más del 50 por ciento desde que tuviera su pico histórico más alto en julio pasado: hoy, el precio está en el nivel que se encontraba a principios del 2007.

La proyección del FMI respecto al precio del petróleo para el 2009 también se redujo, de 100 dólares a 68 dólares el barril. De igual forma, el precio de los metales y de los alimentos ha caído respecto a sus picos más recientes, lo cual alivia la carga para las familias en los países con economías desarrolladas, mientras que en algunas economías de Europa y Asia genera un decrecimiento de las proyecciones de crecimiento.

No obstante, la combinación de estabilizar los precios de las materias primas e incrementar la 'holgura' económica ayuda a contrarrestar las presiones inflacionarias.

Dice el informe del FMI que en las economías avanzadas la inflación mundial en promedio bajará a menos del 1,5 por ciento a finales del 2009.

En las economías emergentes también se espera que la inflación se reduzca, aunque de forma más gradual, si bien en algunos de estos países los riesgos de inflación siguen latentes, dado que los altos precios de las materias primas y las presiones en el suministro local afectan las expectativas de incrementos salariales y de índices de inflación.

Siga bajando para encontrar más contenido