El crédito de las cooperativas tiene amplia cobertura

Cuando se habla de alternativas de financiación de la población con menores recursos, uno de los protagonistas más importante es el sector solidario. Tanto, que su cartera de crédito de consumo representa en la actualidad la quinta parte de la del sector financiero.

POR:
noviembre 26 de 2007 - 05:00 a.m.
2007-11-26

De acuerdo con cifras de la Superintendencia de la Economía Solidaria, la cartera de las 203 cooperativas con carácter financiero y los fondos de empleados y mutuales que había en el país en el 2006 llegaba a 7,8 billones de pesos, cuando el año anterior alcanzaba los 5,3 billones de pesos. De esto, el crédito de consumo fue el que mostró mayor dinamismo y representó el 84,7 por ciento, seguido por el de vivienda, 8,2 por ciento, comercial 5,6 por ciento y microcrédito empresarial 1,43 por ciento. Según informaciones de la Confederación de Cooperativas de Colombia, Confecoop, el indicador de calidad de la cartera de las entidades cooperativas financieras al cierre de marzo era de 2,82 por ciento, mientras que para el sector financiero tradicional la cifra era de 3,41 por ciento. Otra de las fortalezas del sector solidario es su gran base de asociados (más de 2 millones). La otra es su importante presencia rural. Las cooperativas financieras tienen alrededor de 600 oficinas en el país, incluso en zonas donde no está la banca. Si bien esta red está concentrada en Antioquia, Cundinamarca, Santander y Valle no está interconectada. Por esto, las cooperativas están intentando unificar su red para aprovechar su cobertura y mejorar los niveles de servicio. También ofrece ventajas como un portafolio amplio, pues muchas ofrecen seguros y otros servicios financieros. No obstante, según algunas de ellas, tienen grandes limitaciones. pues no pueden captar de terceros, ofrecer cuentas AFC ni otorgar subsidios VIS, entre otros. Aunque el cooperativismo en Colombia se ha desarrollado alrededor del consumo, del gasto y de la demanda primaria de las personas, que son características propias, sería interesante profundizar en la distribución de recursos para el emprendimiento de proyectos productivos. Incluso, los procesos de transformación productiva son de la naturaleza de la economía solidaria. Ello implica la transformación de insumos en productos terminados, para lo cual se requiere inversiones en maquinaria y equipos y la generación de valores agregados con los aportes de las cadenas productivas. CRÉDITO AL AGRO En promedio, la distribución de la cartera fue de 2 millones por crédito, lo cual significa que la irrigación de recursos es amplia entre los asociados. En este sentido, Enrique Valderrama, superintendente de la Economía Solidaria destacó: “Los proyectos productivos deberían tener mayor importancia, en especial los agroindustriales para fortalecer un sector donde el cooperativismo tiene presencia importante y para fomentar el emprendimiento y la innovación”.

Siga bajando para encontrar más contenido