Se despejó el camino para que Coltejer encuentre socio estratégico dispuesto a invertir

Este jueves se dio una votación apabullante de 1.041 trabajadores de la empresa, en Itagüí, a favor de renunciar a la convención colectiva y a que les paguen sus acreencias laborales con acciones.

POR:
mayo 15 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-05-15

Así la compañía se pone "cero kilómetros" (condición que exigen algunos inversionistas interesados) en términos laborales. Con ello, se garantizaría su futuro, según directivos de la empresa.

La supervivencia de la textilera estuvo en entredicho la semana pasada ante el rumor de que los cinco sindicatos  que hay en su interior se negaban a convocar a Asambleas para renunciar a las garantías convencionales. En esa ocasión el presidente de la  industria, José Roberto Arango, dijo que el único camino, entonces, era la liquidación.

Luego, los sindicatos manifestaron que no se oponían de lleno sino pero dijeron que necesitaban tiempo y que no estaban de acuerdo con que les quisieran imponer una fecha.

El sábado pasado se reunieron los más de 620 trabajadores beneficiarios de la Convención en la principal filial, Textiles Rionegro, y aceptaron por una mayoría del 90 por ciento la salida propuesta por Arango.

Este jueves, tras una asamblea de tres horas, 1.041 trabajadores  de la sede Sedeco ubicada en Itagüí hicieron lo propio. Según testigos, pues no les fue permitido el acceso a los medios de comunicación, fue una reunión cordial y llena de consensos.

El presidente del Sindicato Coltejer Textil Sedeco, Luis Fernando Mejía, manifestó su conformidad y halagó la transparencia en la votación. "Lo que hicimos hoy fue ratificar la decisión de la mayoría, decisión que hemos respetado desde el primer momento  y que ahora ha quedado en firme" señaló.

La decisión implica que están dispuestos a liquidar sus contratos y recibir acciones a cambio de sus acreencias laborales que están por los 120 mil millones de pesos.

Esto los convertiría en socios mayoritarios con un 68 por ciento de las acciones, mientras que la organización Ardila Lülle conservaría cerca del 16 por ciento. El porcentaje restante está en poder del mercado de valores.

Surtido este trámite y ya sin convención colectiva, el socio estratégico, que se presume sería la empresa mexicana Kaltex, comprará el total de las acciones, tomando el control de Coltejer.

La incertidumbre es no saber cuántas personas de las que actualmente conforman la planta de personal seguirán, pues el socio estratégico tendrá autonomía para decidir a quiénes llamar a firmar un nuevo contrato.

"Fuimos claros en decirles a los trabajadores que no hay ninguna garantía de que vuelvan a ser llamados para trabajar, lo único seguro es que el inversionista les van a comprar las acciones" aseguró  el asesor jurídico de los Sindicatos, Luis Fernando Zuluaga.

Además, los trabajadores se mostraron preocupados por el posible corte en los salarios. Jairo Serna Ruiz, empleado de la compañía desde hace varios años manifestó su resignación, pues de ganar alrededor de 19 millones de pesos durante 2007, podría pasar a apenas 10 millones "Sin embargo sigue siendo mejor que nada" dijo.

EL TIEMPO trató de consultar la posición de los directivos de la empresa pero se negaron a pronunciarse con respecto a los resultados de la Asamblea.  y aseguraron que hoy darán declaraciones sobre el tema.

Siga bajando para encontrar más contenido