Se destinarán 18,6 billones de pesos más para proyectos de infraestructura en todo el país

Las prioridades para los próximos dos años son minas, energía, telecomunicaciones, infraestructura para el transporte, además de proyectos de vivienda, agua potable y saneamiento básico.

POR:
noviembre 30 de 2008 - 05:00 a.m.
2008-11-30

La directora del DNP, Carolina Rentería, sostiene que "la plata está y ahora lo que sigue es ejecutar". La funcionaria hace cuentas de 87,6 billones de pesos, que superan los 69 billones previstos en el Plan Nacional de Desarrollo.

Inicialmente, en el Plan de Desarrollo el Ejecutivo presupuestó para esos rubros 37,5 billones de pesos de inversión pública y 31,5 billones de pesos de inversión privada. Ya van dos años en los que parte de los recursos se han ejecutado, pero las cuentas hacen prever que el gasto será mayor al término de este gobierno.

"Básicamente el sector público hace un esfuerzo adicional, lo sube a 38,1 billones de pesos, pero del sector privado se estima que las inversiones, entre 2007 y 2010, alcanzarán los 49,5 billones de pesos", afifirma Rentería.

La directora de Planeación destaca que "el sector minero y energético ha tomado un liderazgo importante (la inversión pública y privada alcanzará 58,7 billones de pesos), pero defiende la gestión del Estado en infraestructura para el transporte, argumentando que se le ha dado un enfoque diferente y más dinámico.

"Debemos desmaniatarnos y procurar que todas las entidades del Gobierno sean ágiles. Nosotros nos vamos a sentar con el Ministerio de Hacienda y con las diferentes entidades ejecutoras para definir cómo aceleramos los procesos e identificamos los cuellos de botella".

El objetivo es que todos los procesos presupuestales y contractuales, que anteceden la ejecución de las obras se resuelvan de una manera más rápida.

Precisamente un llamado en ese mismo sentido hizo Juan Martín Caicedo, presidente de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (CCI), quien en su congreso anual del gremio recordó que el promedio histórico de ejecución en el sector transporte del nivel central no supera los dos billones de pesos al año "y en organismos clave de Mintransporte aparecen desembolsos inferiores al 50 por ciento frente a las apropiaciones anuales".

"En el caso de Bogotá, el Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) sólo alcanzó un promedio de ejecución del 44,5 por ciento entre el 2004 y el 2007", dijo mientra señaló que la Secretaría de Movilidad de Bogotá tiene niveles de ejecución de apenas 16 por ciento a junio del 2008.

"Sirvan estos ejemplos para significar que no basta la disponibilidad de los recursos presupuestales o la superación de las dificultades financieras, si no mejoran los entes oficiales su capacidad gerencial y sus niveles de eficiencia en la gestión administrativa, y por ende el ritmo de ejecución que reclaman las obras presupuestadas" puntualizó.

De acuerdo con el Departamento Nacional de Planeación, el año entrante se destinarán 3,9 billones de pesos para infraestructura de transporte, de los cuales a mantenimiento vial se asignarán 650.000 millones de pesos.

Al programa de Nuevas autopistas para la competitividad destinarán 590.000 millones de pesos y a 'Corredores arteriales' otros 400.000 millones de pesos. También hay inversión privada.

De igual manera, la prioridad la tiene el túnel del Segundo Centenario (La Línea y sus obras conexas). En este caso, en 2009 estarán disponibles 200.000 millones de pesos. El proyecto hace parte del corredor Buga- Buenaventura, para el que se asignaron 100.000 millones de pesos más.

También hay dinero para culminar los trabajos del Plan 2.500 y ejecutar obras del programa de mantenimiento de la red terciaria. Otros recursos se destinarán a carreteras puntuales, como la vía Tumaco-Pasto -Mocoa y Las Ánimas-Noquí.

"En 2009 se priorizan las concesiones, los corredores complementarios y mantenimiento vial. Además suma el transporte urbano, aeropuertos y puertos", dijo Rentería, quien prevé ejecutar 1,1 billones de pesos a través del Fondo Nacional de Regalías para obras públicas en el 2009.

"Vamos a priorizar la atención de desastres. Las inversiones en todos esos rubros totalizan 8,5 billones de pesos, a lo que le debemos sumar el rezago de este año. Estaríamos hablando de una inversión que en el 2009 podría sumar 10 billones de pesos en programas asociados a infraestructura que son clave para la generación de empleo", concluyó.

La llamada Ruta del Sol, un proyecto con el que mejorará la movilidad entre el centro del país y la Costa Caribe, está en los planes más ambiciosos en materia vial. La directora de Planeación explicó que aún se está terminando la estructuración financiera, pero se espera que en el 2009 salga a licitación. La contratación será dividida en tres sectores (dos en concesión y uno como obra pública) y se prevé que en los próximos años se garanticen los recursos pues el Gobierno ya anunció públicamente su compromiso en ese sentido.

En el caso de la Autopista de Las Américas (corredor que unirá a Venezuela con Panamá), debe darse su renegociación y por lo tanto los concesionarios realizarán nuevas inversiones.

En las cuentas, aún no clasifica la ampliación a doble calzada en una parte de la vía Bogotá-Villavicencio. Coviandes, el concesionario encargado de operar la carretera, ya presentó una sofisticada propuesta que incluye la construcción de 19 túneles. El costo asciende a 1,3 billones de pesos y el Gobierno está pidiendo rebajas.

RICARDO SANTAMARÍA DAZA
REDACCIÓN DE ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Siga bajando para encontrar más contenido