DNP plantea fusión de acueductos y alcantarillados del país

En la actualidad, 2.763 operadores le prestan el servicio a 8,7 millones de personas, dice el informe.

En Colombia, el Gobierno ha invertido en acueducto y saneamiento cerca de $27 billones en la última década.

Archivo particular

En Colombia, el Gobierno ha invertido en acueducto y saneamiento cerca de $27 billones en la última década.

Finanzas
POR:
octubre 20 de 2015 - 02:12 a.m.
2015-10-20

Aunque las inversiones que ha venido realizando el Gobierno durante la última década en la infraestructura de acueducto y alcantarillado ascienden a cerca de $27 billones, un informe elaborado por el Departamento Nacional de Planeación (DNP), el Banco Mundial y el Ministerio de Vivienda advierte que es necesario fusionar a los pequeños prestadores de estos servicios, ya que deben comenzarse a corregir fallas asociadas no solo a cobertura, sino a la calidad.

Y es que para 1.100 municipios, según la Superintendencia de Servicios Públicos, existen en la actualidad 2.763 prestadores de los servicios de acueducto y alcantarillado que atienden a 8,7 millones de personas.

Érica Ortiz Moreno, gerente de la firma consultora Caltiz (la cual presentó las conclusiones del estudio), señaló que se ha tratado de forma voluntaria que los operadores de servicios públicos se vuelvan regionales. Eso significa que las compañías no operen en uno sino en varios municipios. “Se puede compartir la infraestructura y unificar gerencias en esas empresas”.

Asimismo, el director del DNP, Simón Gaviria Muñoz, manifestó que lo anterior ha traído como consecuencia que por ejemplo, en el área rural, cerca de un 58 por ciento del agua no sea apta para el consumo humano.

“Tenemos pequeños operadores que no tienen recursos para hacer las inversiones correspondientes y que tampoco pueden mejorar el tratamiento del agua. Hay que forzar la fusión de los portadores de acueductos para volverlos de naturaleza departamental o supradepartamental”, manifestó Gaviria.

Bajo este panorama, dice el informe, en el país se registran pérdidas de agua del 42 por ciento, lo cual se da por razones técnica como tuberías de mala calidad y por fallas en la micromedición.

Y además de fusionar pequeñas empresas de servicios, dijo Gaviria, es necesario redistribuir los subsidios para no patrocinar el despilfarro y para mejorar la cobertura y la calidad en las áreas rurales.

Entretanto, el ministro de Vivienda, Luis Felipe Henao, aseguró que para evitar las pérdidas de agua en los sistemas de acueducto se busca modificar el marco tarifario y también, lograr la regionalización de los operadores de servicios.

Henao agregó que el estudio recomienda elaborar políticas y una regulación diferencial para los pequeños prestadores de acueducto y alcantarillado. Asimismo, precisó que se sugiere tener en cuenta las condiciones de cada mercado para dar a los operadores apoyo financiero y asistencia técnica.

Maryluz Mejía, presidenta de Acodal (el gremio de los prestadores de servicios públicos), dejó claro que el sector de agua y saneamiento necesita contar con una carta de navegación clara para fortalecer su planificación en el mediano y largo plazo.

“Es una oportunidad para que el país se ponga al día con el sector rural y en el manejo de aguas residuales. Ahora nos corresponde reducir al máximo la carga hídrica contaminada que llega a ríos y mares del país”, concluyó Mejía, quien consideró clave fortalecer la institucionalidad para gestionar el recurso hídrico.