El dólar encarecería algunas vías de cuarta generación

El presidente de la ANI, Luis Fernando Andrade, explicó que en las iniciativas que no tienen ingresos en esta divisa sí se puede dar un aumento en los costos de los equipos de construcción.

Vías 4G

Archivo

Vías 4G

Finanzas
POR:
agosto 12 de 2015 - 11:19 a.m.
2015-08-12

Así como la escalada del dólar tiene preocupados a los empresarios colombianos que realizan importaciones de bienes como vehículos y textiles, las compañías nacionales de infraestructura (que alistan la ejecución de los futuros proyectos viales de cuarta generación) también están haciendo cuentas, ya que algunas de esas billonarias iniciativas podrían llegar a encarecerse.

Luis Fernando Andrade, presidente de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI), explicó que en los proyectos de primera y de segunda ola hay una fuente de ingresos en dólares, lo cual permite un endeudamiento en esa moneda que se usa para hacer inversiones como la importación de equipos de construcción.

“Estos primeros proyectos están de alguna manera balanceados naturalmente porque hay ingresos en dólares y otros en pesos. Sin embargo, en los proyectos en que no hay ingresos en dólares sí puede haber un encarecimiento, porque hay cosas que se importan como los grandes equipos y maquinarias que no se hacen en el país”, relató.

Andrade también dejó claro que cerca de un 80 por ciento de los gastos que deben hacerse dentro de los proyectos de infraestructura se realizan en el territorio nacional. Estos son por ejemplo mano de obra, materiales, asfalto, entre otros.

Y bajo un dólar que ha estado rondando los $3.000, el empresario Mario Huertas Cotes (quien participa en tres proyectos de la primera ola de concesiones de cuarta generación) señala que “a futuro habrá que ajustar algunas medidas. Podrá haber una reducción en las inversiones y posiblemente no saldrán proyectos tan grandes como los que se han sacado para evitar este problema de la consecución de dinero en el exterior”.

Asimismo, el empresario dejó claro que las compañías que no entraron en las primeras olas tendrán como reto adicional un peso devaluado y un dólar alto. “Fuimos beneficiados porque nuestro dólar quedó con una tasa de $1.951. Entonces quiere decir que cualquier dólar que traigamos ya tiene un multiplicador de 1,5”.

VIGENCIAS FUTURAS, OTRA ARISTA DEL PANORAMA

Juan Martín Caicedo, presidente de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (CCI), manifestó que aunque los efectos de la devaluación del peso serán fáciles de administrar en la primera y segunda ola de vías 4G, para la tercera el panorama luce diferente.

Cuando salieron las licitaciones de la primera y de la segunda ola, señaló, el Gobierno puso vigencias futuras en dólares y asumió el riesgo cambiario. “Por el lado del concesionario, está el mejor de los escenarios porque este sabe que hay una porción de su ingreso en dólares”.

Sin embargo, como el alza del dólar ha sido pronunciada, dijo el directivo, reversar la tasa de cambio al nivel del momento en el que se presupuestaron las vigencias futuras para la primera y la segunda ola tomará un tiempo largo.

De cara a la estructuración de la tercera ola, explicó, puede suceder que el Gobierno no dé vigencias en moneda extranjera, lo cual puede complicarles las cosas a los concesionarios. “Otra cosa es que el Ejecutivo diga que pone unas pocas vigencias futuras en dólares”.

En cuanto a la importación de maquinaria, Caicedo manifestó que los equipos provenientes de Europa están resultando más competitivos. Sin embargo, dijo que ya hay consorcios que están rentando máquinas.

“Las compras grandes de insumos comenzarán a darse en el 2016. Además, el asfalto (que es un derivado del petróleo) podría resultar más económico como consecuencia de la caída de los precios del petróleo”, concluyó el dirigente gremial.

VÍAS 4G EN EL CAUCA TIENE CONTRATO PARA INICIAR

La construcción de la doble calzada entre Santander de Quilichao (Cauca) y Popayán ya recibió el aval para su inicio, luego de que el Gobierno y el consorcio Estructura Plural Hidalgo e Hidalgo firmaron el contrato para oficializar el arranque de esta obra que forma parte de la segunda ola de concesiones viales de cuarta generación.

Este corredor, destacó el vicepresidente Germán Vargas Lleras, será esencial para mejorar la conexión del sur con el centro del país. Asimismo, explicó que a lo largo de los 77 kilómetros de doble calzada se harán 23 puentes, 21 intersecciones, retornos y siete variantes. El tiempo total estimado para ejecutar el proyecto es de cuatro años. Asimismo, su construcción abriría 6.000 puestos de trabajo.

"Con este, ya son 14 proyectos viales de cuarta generación contratados por el Gobierno", manifestó el Vicepresidente de la República. El valor total del contrato para esta obra asciende a $1,70 billones.

Pero más allá de las obras que estarán a cargo de las firmas CASS Constructores y Cía, Carlos Alberto Solarte Solarte, Hidalgo e Hidalgo Sucursal Colombia e Hidalgo e Hidalgo Colombia, el Gobierno reiteró que a la construcción del Anillo Vial del Macizo Colombiano (entre San Miguel y La Vega) se le asignaron $90.000 millones.

“El Invías abrirá esa licitación el 11 de septiembre. También se invertirán $80.000 millones en la vía Totoró - La Plata, la cual se adjudicará en octubre”, contó Vargas Lleras, quien reveló que el Invías también rehabilitará 38 kilómetros de carretera entre los municipios de Tame y Arauca. Esto requerirá $70.000 millones.

“Las firmas interesadas en hacer parte del proceso de adjudicación podrán consultar los pliegos de condiciones en la página web www.invias.gov.co”, concluyó.

Héctor Sandoval D.

hecsan@eltiempo.com