Drummond perdió el pulso con el Gobierno

La multinacional no podrá sacar más carbón por el mar Caribe hasta que esté lista para hacer el cargue sin usar barcazas.

La Drummond está en el ojo del huracán por el cargue de carbón.

Archivo Portafolio.co

La Drummond está en el ojo del huracán por el cargue de carbón.

POR:
enero 08 de 2014 - 05:25 p.m.
2014-01-08

Tras admitir el impacto que tendrá sobre el empleo y la economía del país la suspensión de las exportaciones de carbón de la Drummond, el Ministerio del Medio Ambiente decidió prohibirle a la multinacional estadounidense el transporte del mineral por el mar Caribe hasta que esté lista para cargarlo directamente, sin usar las barcazas.

El polvillo que sale de estas barcazas ha provocado graves problemas de contaminación en la bahía de Santa Marta, y la Drummond no podrá seguir cargando en estas el mineral en su puerto de Ciénaga (Magdalena).

La medida contra la multinacional se tomó tras comprobarse el incumplimiento de la Ley 1450 de 2011, que obliga a los puertos marítimos o fluviales del país a implementar el sistema de cargue directo, a partir del primero de enero de este año.

La medida preventiva, de inmediato cumplimiento, fue dada a conocer por la ministra de Ambiente, Luz Helena Sarmiento, quien viajó ayer a Santa Marta. Lo hizo en compañía de la directora de la Autoridad de Licencias Ambientales (Anla), Nubia Orozco, y del superintendente de Puertos y Transportes, Juan Miguel Durán, luego de que el presidente Juan Manuel Santos le ordenó, a través de su cuenta de Twitter, evaluar la situación del cargue directo y tomar una decisión que proteja el medioambiente.

“Sabemos que esta es una decisión muy costosa para el país, pero lo que está en riesgo, además del tema ambiental y social, es la credibilidad institucional de las autoridades colombianas.

La ley es para todos. Y nuestra obligación como Gobierno es hacerla cumplir”, dijo Sarmiento.

La Ministra afirmó que solo se permitirá el embarque de carbón a las barcazas que estaban en el mar antes de darse a conocer la suspensión y que, para eso, la Capitanía de Puerto y la Superintendencia de Puertos y Transporte levantarán un acta para saber cuánto carbón tenían.

El descargue de las mismas no puede superar los cinco días, es decir, no puede ir más allá de este domingo.

La suspensión del cargue con barcazas se mantendrá hasta que Drummond implemente el sistema de cargue directo.

En caso de incumplir la medida se tomarían acciones policiales para impedir el embarque de carbón.

INVESTIGACIONES, EN PIE

Con relación a las investigaciones sancionatorias de la Anla y de la Superintendencia de Puertos y Transporte, Sarmiento dijo que continuarán garantizando el debido proceso.

La Anla abrió el viernes una investigación sancionatoria a la Drummond por incumplir la ley de cargue directo.

Ante el incumplimiento, la Corporación Autónoma Regional del Magdalena (Corpamag) también expidió el viernes una medida preventiva que ordenaba suspender de inmediato las actividades en puerto a la Drummond, pero esta no se había cumplido porque las directivas de la multinacional no habían sido notificadas.

El Superintendente de Puertos informó que, este miércoles, la Drummond fue notificada de la investigación que le abrieron y que tiene 15 días para responder frente a los hechos.

Una vez fallada la investigación se podrían imponer sanciones, que pasarían por multas de uno a 35 días de ingreso bruto, la suspensión temporal o la intervención operativa del puerto.

Además dijo que hay una acción administrativa adicional que está en proceso de notificación y que próximamente darán a conocer.

PARA SANTOS, EL AMBIENTE ES DE INTERÉS NACIONAL

Poco antes de conocerse la sanción a la Drummond, el presidente Juan Manuel Santos había dicho que los métodos de esta multinacional para sacar el carbón por el mar Caribe atentaban contra el medioambiente y violaban la normatividad colombiana.

La intención de Santos es apersonarse de la problemática social, ambiental y económica que esta situación ha desatado en la bahía de Santa Marta, por lo que advirtió que habrá medidas de fondo en el menor tiempo posible.

“La Drummond está incumpliendo la ley y está manteniendo una forma de exportar carbón que está contaminando la bahía de Santa Marta.

Ahí, el Gobierno tiene que tomar decisiones”, había enfatizado el Jefe de Estado.

El Gobierno dice ser consciente del impacto y las repercusiones económicas que se pueden derivar de las sanciones a la Drummond, pero afirma tener claro que la preservación del medioambiente es de interés nacional.

MINISTRO DE TRABAJO DICE QUE NO AUTORIZARÁ DESPIDOS EN LA EMPRESA

El ministro de Trabajo, Rafael Pardo, dijo que no se permitirá a la Drummond despedir personal como consecuencia de la suspensión del cargue de carbón en Ciénaga.

“Desde diciembre les mandamos una carta en la que les decíamos que no autorizamos ninguna suspensión ni laboral ni de contratistas.

Los trabajadores no pueden pagar la demora de la empresa en construir el puerto de cargue directo ”, sostuvo el Ministro.

Pardo afirma que de darse algún tipo de despido como coletazo de la restricción ambiental y por el atraso en la construcción del terminal marítimo con los requerimientos del Gobierno –que según la Drummond estaría listo en marzo–, “se les sancionará”.

El presidente de Drummond, José Miguel Linares, había señalado en diciembre que ante una posible interrupción de las exportaciones, la multinacional le solicitaría al Ministerio del Trabajo la suspensión temporal de 4.160 contratos laborales, equivalentes al 80 por ciento de sus empleos directos.

Al cierre de esta edición, la compañía, que tiene cerca de 4.100 contratistas, no se había pronunciado sobre la decisión del Gobierno de prohibirle la exportación de carbón hasta que tenga listo el cargue directo.

SALIDA POR PUERTO DE SANTA MARTA, UNA OPCIÓN PARA LA MULTINACIONAL

Ante la decisión del Gobierno de suspender el transporte de carbón de la Drummond, la multinacional podría recurrir a la exportación por el puerto de Santa Marta.

Para transportar el carbón desde Ciénaga a Santa Marta, la Drummod debería usar camiones que recorrerían 16 kilómetros antes de llegar al puerto principal del Magdalena.

La salida por esta terminal marítima le permitiría a la compañía la salida de 6 millones de toneladas anuales de mineral.

Santa Marta fue uno de los primeros puertos en cumplir la norma ambiental de cargue directo, en el 2003.

Paola Benjumea Brito

Corresponsal de EL TIEMPO

Santa Marta.

Siga bajando para encontrar más contenido